Antonio Garamendi, presidente de la CEOE - EFE

Control horario: CEOE pide a las empresas que las reuniones con los comités se documenten

Así podrán acreditar ante la Inspección que hay una voluntad manifiesta de cumplir con la ley

MadridActualizado:

A partir de hoy los temidos inspectores de Trabajo pueden personarse en las empresas y reclamar los registros que les ayuden a evaluar si en dicho centro de trabajo no se están pagando las horas extras de alguno de sus trabajadores. Para algunas empresas no será difícil hacer frente a la Inspección, sobre todo las grandes, las que tienen jornadas rutinarias. Otras, como pymes y autónomos lo tendrán mucho más difícil. Serán los peor parados por una norma que no ha contemplado las nuevas formas de organización del trabajo en el siglo XXI. Controlar el horario de un obrero que desempeña su trabajo en una cadena de montaje no es lo mismo que registrar la jornada que tiene un comercial, un transportista o un periodista.

«Casi 600.000 actividades no podrán aplicar el registro horario por no tener un centro de trabajo», asegura Lorenzo Amor, presidente de ATA, muy combativo con una normativa que, señala, se convertirá en una nueva traba para muchos autónomos y pequeñas empresas. «Es como si se pusiera un limitador de velocidad a todos los coches porque hay algunos conductores que circulan a 180 kilómetros por hora», afirma el dirigente empresarial.

Guía de Trabajo

La ley no gusta ni a empresarios ni a sindicatos y en el Ministerio de Trabajo son conscientes de que su puesta en marcha acarreará múltiples problemas. Por ello el departamento que dirige Magdalena Valerio editará hoy una guía de ayuda a las empresas y ha prometido que la Inspección actuará «con mesura». Como ya informó ABC, la ley solo sienta una base legal, que debe ser desarrollada en los convenios de cada empresa atendiendo a las particularidades de cada una de ellas. Este fue uno de los mayores logros de la CEOE en las negociaciones que, sin embargo, provocó fuertes críticas desde los sindicatos, que consideran que los cambios dejan en manos exclusivas del empresario organizar y documentar este registro en empresas pequeñas.

Muchas empresas han comenzado o comenzará hoy la ronda de negociación para dar con el mecanismo adecuado que reciba el visto bueno de la Inspección si esta se personara en el centro de trabajo para pedir los registros horarios. Para curarse en salud la CEOE ha recomendado a sus afiliados que sean cautos y documenten todos los encuentros que mantengan con los representantes de los trabajadores. De esta forma podrán acreditar documentalmente ante la Inspección, si se diera el caso, que hay una voluntad manifiesta de cumplir con la ley.

¿Qué características debe tener este mecanismo de control que elijan la empresas? El decreto únicamente describe que este debe ser un medio «fehaciente» y que deje constancia de la hora de entrada y de la salida.