Ello provocaría que la Agencia Tributaria clasificara a los contribuyentes según obtuviesen el certificado o no
Ello provocaría que la Agencia Tributaria clasificara a los contribuyentes según obtuviesen el certificado o no - SERGIO RODRÍGUEZ GARCÍA

El Fisco alerta de que 100.000 empresas deberán pedir un certificado para exportar a la UE

El proyecto de Directiva en el IVA así lo incluye para 2022: los expertos apuntan que si no cambia la propuesta las pymes tendrán mayores dificultades para exportar

MADRIDActualizado:

La Agencia Tributaria observa con temor el futuro marco de IVA que se debate en la Unión Europea para la futura directiva correspondiente. Uno de los puntos incluye la posibilidad de que las empresas que comercien con el mercado comunitario deban tener el «sujeto pasivo certificado» para poder beneficiarse de las ventajas del futuro marco. El director del organismo, Jesús Gascón, ha advertido de que esta exigencia afectaría a «centenares de miles» de empresas españolas según los datos de Aduanas, firmas que deberán conseguir este documento para poder seguir comerciando con la UE sin disparar sus costes.

Ello provocaría que la Agencia Tributaria clasificara a los contribuyentes según obtuviesen el certificado o no, un escenario que el Fisco está debatiendo con empresas y asesores, ha explicado Gascón esta mañana en el XV Foro de Fiscalidad Internacional de Deloitte Legal.

«Si dependes de que te certifiquen o no, se abre un escenario inédito. Nosotros no clasificamos a los contribuyentes de IVA, pero en otros países sí», ha expuesto. Entre los indicadores que Hacienda valorará para conceder este certificado está el haber firmado el Código de Buenas Prácticas fiscales o haberse acogido al Sistema Inmediato de Información (SII), ha planteado Gascón.

El IVA está viviendo una revolución en Europa: para la simplificación en operaciones en cadena y demás no será necesario este certificado. Pero para la que entrará en 2022 y que regula desde pagar el IVA en una sola ventanilla hasta tributar en destino, sí. «Hay muchas más de 100.000 empresas españolas a las que les puede afectar», ha señalado a ABC el director de Spanish VAT Services Asesores, Fernando Matesanz.

En sus palabras, no obstante, el sujeto pasivo certificado complicará la situación sobre todo a las pymes, ya que para conseguir este documento deberán de probar «que son solventes financieramente, que tienen un expediente limpio», lo que será mas costoso para las pymes que para las grandes empresas.

Como fuere Matesanz advierte que el sistema de la propuesta de directiva «tal y como está diseñado está encontrando una fuerte oposición entre los estados miembros» con el certificado recibiendo un fuerte rechazo de las empresas por lo que este fiscalista espera que se descarte la idea y que no entre en 2022. La negociación está abierta.

Hasta un 8% más de trabajo por el Brexit

El Brexit también se cierne en el horizonte como una de los grandes obstáculos a futuro para Hacienda. El director del organismo, Jesús Gascón, ha alertado también que la carga de trabajo subirá un 4% para el departamento que se encargará de las exportaciones en el momento en el que Reino Unido salga de la UE. Un porcentaje que será del 8% en departamentos mas afectados por este acontecimiento como el de importaciones.

Ello es así porque las operaciones británicas se considerarán extracomunitarias, lo que afecta tanto a los turistas que vienen (que en palabras de Gascón superan en 1,5 veces a todos los extracomunitarios) como a las importaciones y ventas a Reino Unido.