Refinería del operador petrolífero Repsol en Tarragona, España, en 2001
Refinería del operador petrolífero Repsol en Tarragona, España, en 2001 - JORDI ROMEU

Las industrias dependientes del gas denuncian que los precios son ya un 45% superiores a la media europea

Las asociaciones de estos sectores, que suponen el 62% del consumo gasístico nacional, han anunciado en un comunicado que analizarán la reciente circular de la CNMC sobre los peajes

ABC
MadridActualizado:

Los industriales españoles pagan por los peajes del gas el doble que los franceses, el triple que los británicos y hasta seis veces lo que los alemanes. Unos precios superan en un 45% a la media europea y lastran la competitividad de las empresas españolas frente a sus homólogas del Viejo Continente en los mercados globales.

Así, y ante el borrador de la circular de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) publicado este jueves, que detalla la metodología para el cálculo de los peajes de regasificación, transporte y distribución, las asociaciones españolas han levantado la voz.

Son Gas Industrial, macro asociación a la que pertenecen Acogen (industrias cogeneradoras), Anfevi (vidrio), Anffecc (productores españoles de fritas, esmaltes y colores cerámicos), AOP (operadores de productos petrolíferos), Ascer (cerámicas), Aspapel (fabricantes de pasta, papel y cartón), Consejo Intertexil Español (textil), Confevicex (vidrio y cerámica), Feique (químicas) y Unesid (siderurgia). Todas han anunciado este jueves en un comunicado que analizarán en profundidad el borrador de la CNMC para presentar, dentro del plazo legal, las correspondientes alegaciones.

Estas once asociaciones, que abogan por poner fin a los altos costes del gas que soporta la industria española, consideran que la nueva normativa en ciernes es una oportunidad para «solucionar el grave diferencial con Europa» y lograr un gas competitivo para la industria española, por lo que ofrecen a la CNMC su «leal colaboración en el desarrollo de las circulares», han asegurado en el comunicado.

Como aseguran desde la asociación, la competitividad del gas español ha ido empeorado progresivamente para los consumidores industriales, que actualmente soportan precios entre un 20% y un 25% superiores que sus competidores europeos. Y es que la industria es la base del sistema gasista español: supone el 62% del consumo nacional total de gas, con una factura de 4.700 millones de euros anuales.

Así, sectores cuyas actividades productivas son intensivas en gas, «ven lastrada su competitividad por este sangrante diferencial en los peajes que incide directamente en la rentabilidad», afirman las once asociaciones, que reclaman la resolución del problema ahora que se está diseñando el nuevo marco normativo.

Para estas industrias, el gas es estratégico y llega a suponer el 60% de su coste energético de producción —con lo que determina su competitividad—, más al tratarse de sectores fundamentalmente exportadores. Como explican las asociaciones, los peajes del gas condicionan su coste final y, siendo un coste estratégico, suponen realmente «un freno al desarrollo industrial del país», así como «una desventaja competitiva para cientos de industriales españoles».