Emilio Ybarra en una imagen de archivo del año 2002
Emilio Ybarra en una imagen de archivo del año 2002 - EFE

Muere Emilio Ybarra, expresidente de BBVA, a los 82 años

El histórico banquero y empresario estuvo vinculado a la segunda entidad española durante cerca de cuatro décadas

MADRIDActualizado:

Emilio Ybarra (San Sebastián, 1936), histórico banquero y una de las figuras más relevantes del mundo empresarial español, ha fallecido hoy a los 82 años de edad. Desde la presidencia de BBVA, que ocupó hasta el año 2001, y previamente desde la de BBV entre 1990 y 1998, fue protagonista de un intenso proceso de transformación tanto del banco, hoy un gigante nacional y europeo, como del conjunto del sistema financiero español, que pasó de la época de los «siete grandes» a los llamados «gigantes».

Licenciado en Derecho por la Universidad de Valladolid y en Ciencias Económicas por la Universidad Comercial de Deusto (Bilbao), De Ybarra ingresó en el Banco Bilbao en 1964 y, desde entonces, ocupó sucesivamente los puestos de subdirector de la oficina de Bilbao, director del Servicio de Organización y Personal, subdirector general, consejero delegado de la Corporación Industrial Bancobao, consejero y, posteriormente, consejero delegado del BB, vicepresidente y, finalmente presidente del BBV y del BBVA, puesto que compartó con Francisco González. Previamente había sido subdirector de la empresa minera Orconera.

Tras su salida del banco azul, Ybarra presidió la Fundación BBVA y la compañía acerera Tubos Reunidos. También asumió la vicepresidencia del consejo de administración de Repsol y de la Banca Nazionale del Lavoro y ha formado parte de los máximos órganos de gobierno de Vocento, empresa editora de ABC, así como de l’Air Liquide y de Axa, y ha sido miembro del consejo asesor europeo de la Bolsa de Nueva York.

Al margen de su trayectoria empresarial, su compromiso con la sociedad le llevó a ser primer teniente alcalde del Ayuntamiento de Bilbao, presidente del patronato de la Universidad de Deusto, presidente de la Caja de Ahorros Municipal de Bilbao y miembro del Fondo de Garantía de Depósitos entre 1980 y 1984, durante la crisis bancaria. Entre las condecoraciones recibidas destacan las Grandes Cruces del Mérito Civil (1967) y de la Orden de Isabel la Católica (2002).