PIB per cápita en la UE 2017Fuente: Eurostat. Gráfico: Luis Cano

Así se han ido quedando atrás las regiones españolas de las más ricas de la UE

Aunque recupera su nivel previo a la crisis, cae en comparación con la media europea

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Solo cinco regiones españolas están por encima de la riqueza media por habitante de la Unión Europea. Son, en este orden: Comunidad de Madrid, País Vasco, Navarra, Cataluña y Aragón. Son las cinco mismas, y en el mismo orden, que en 2007. Sin embargo, lo hacen a mayor distancia de las más ricas de la UE.

Las más pobres de España son, en este orden: Extremadura, Andalucía, Castilla-La Mancha, Canarias y Región de Murcia, según datos de Eurostat de 2017. Antes de la crisis, Galicia ocupaba el lugar de Canarias. A pesar de la recuperación general de los niveles de riqueza por habitante de 2007, las regiones más pobres se han descolgado aún más de las más ricas durante la crisis. Un patrón que ha ocurrido entre países y también dentro de cada país.

La oficina de estadística Europea Eurostat ha publicado los datos de 2017 por regiones. En él se establece la clasificaciones de la riqueza de las regiones a través del indicador llamado estándar de poder adquisitivo (PPS, por sus siglas en inglés) que permite comparar sus economías, también a través de los años. El valor 100 es la media de la UE. Cuanto más supere una región ese valor, más rica es; cuanto más se acerque a cero, más pobre es en comparación con el resto.

PIB por habitante por regiones de la Unión Europea
PIB por habitante por regiones de la Unión Europea - LUIS CANO / ABC

Extremadura, la más pobre

Extremadura, la región más pobre de España, a pesar de haber mejorado su PIB per cápita, esto es, su producto interior bruto por habitante, respecto a 2007, está, sin embargo, peor en comparación con la media europea. Su PIB per cápita ha pasado de 18.000 euros a 19.300 euros, pero en cuanto a poder adquisitivo ha pasado de 69 a 64.

En Andalucía, no solo ha caído doce puntos de poder adquisitivo (de 80 a 68) en estos diez años, sino que su PIB per cápita todavía no ha llegado a niveles previos a la crisis. Estaba en 20.800 y ahora está en 400 euros menos. Las otras comunidades autónomas que todavía no han recuperado su PIB per cápita previo a la crisis son Cantabria y Canarias.

Todas las regiones españolas, incluso las más ricas, han perdido puntos de poder adquisitivo respecto a sus posiciones previas a la crisis en comparación con la media de la UE. La Comunidad de Madrid, la más rica de todas, a pesar de que su PIB per cápita ha mejorado en esta década (de 35.600 a 37.200 euros, el doble que Extremadura), su poder adquisitivo ha bajado de 136 a 124 respecto a la media de 100 de la UE. La media de España está en 24.900 euros de PIB per cápita, por debajo de los 28.200 de la UE y los 30.900 de la zona euro.

Diferencias en la UE

Esta distancia se debe a las cada vez más ricas regiones europeas. Destaca por encima de todas el Inner West de Londres, con 188.000 euros de PIB per cápita y un poder adquisitivo que multiplica por seis la media europea. Le sigue a mucha distancia Luxemburgo, con 78.000 euros de PIB per cápita. En tercer lugar el Southern de Irlanda, con 66.200 euros, casi el doble que hace una década.

De las cinco más pobres, una es rumana y cuatro son búlgaras. La más pobre de todas es Severozapaden, en Bulgaria, con un PIB per cápita de 9.300 y un poder adquisitivo de 31. Aún así mejora respecto hace una década.

Las diferencias acusadas no ocurren solo entre regiones de diferentes países, sino también dentro de cada país. En Hungría se da el caso más destacado.

Hungría tiene tres regiones entre las diez más pobres de la UE, de las 282 en las que se divide el continente. Sin embargo, la región húngara de Budapest está entre las treinta más ricas, por encima incluso de la Comunidad de Madrid. Una concentración de riqueza tan acusada se da también en Rumanía. La región de Bucuresti - Ilfov, donde está la capital, está entre las 25 con mayor riqueza de la UE, mientras que Rumanía tiene dos regiones entre las diez más pobres. En Polonia y Eslovaquia se dan casos similares.