El maquinista abandonó su puesto a la altura de Osorio
El maquinista abandonó su puesto a la altura de Osorio - ABC

Renfe admite que el maquinista que abandonó un tren en mitad del trayecto cumplió con la norma

La compañía había abierto una auditoría interna para conocer los detalles de la incidencia sufrida el pasado septiembre, cuando un maquinista detuvo un Alvia que cubría el trayecto entre Santander y Madrid por un exceso de horas de trabajo

PalenciaActualizado:

Renfe ha concluido, tras realizar una auditoría interna, que el maquinista que detuvo un tren en Osorno (Palencia) el pasado 14 de septiembre argumentando un exceso de horas de trabajo cumplió con la legislación y la norma, y avisó con tiempo suficiente para que se produjera su relevo.

Este es el resultado de la auditoría interna abierta por Renfe para conocer los detalles de la incidencia sufrida en Osorno el pasado septiembre por un Alvia que cubría la línea Santander-Madrid, con 109 personas a bordo, cuyo maquinista detuvo el tren al parecer por un exceso de horas de trabajo, según han confirmado fuentes de Renfe a Efe.

Renfe ha concluido finalmente que el maquinista actuó «cumpliendo con la legislación y la norma», que avisó con el tiempo suficiente de la necesidad de un relevo, y que aquel suceso se debió a «un malentendido» entre el conductor y el Centro de Gestión de Renfe.

El informe explica que el maquinista avisó del relevo y que Renfe recibió el aviso en plazo, pero envió a un conductor a Palencia y no a Osorno, donde finalmente el maquinista decidió detener el tren ya que, como recoge el Reglamento de la Ley del Sector Ferroviario Renfe, «por razones de seguridad, la normativa impide superar los límites de conducción efectiva establecidos».

Esto obligó a trasladar a todos los pasajeros en autobús y taxi a sus respectivos destinos, en Palencia, Valladolid y Madrid, y a devolverles el importe integro de sus billetes.