Las socimis comienzan a incluirse en las carteras de los grandes patrimonios
Las socimis comienzan a incluirse en las carteras de los grandes patrimonios - ADOBESTOCK

Las socimis seducen a la banca privada

Son ideales para un inversor que quiere aprovechar el ciclo alcista del sector inmobiliario, pero asumiendo menos riesgos y con una mayor liquidez

FINANZAS.COM Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El año 2017 fue el de las socimis gracias a la recuperación del sector inmobiliario. Durante el pasado año, 46 empresas de este tipo se incorporaron al mercado alternativo bursátil (MAB), dos cotizan en el Ibex 35 (Merlin Properties e Inmobiliaria Colonial) y tres en el mercado continuo (Hispania, Axiare y Lar). En total, las socimis españolas cotizadas suman activos valorados en 35.000 millones de euros.

Su proliferació, así como su buena marcha refleja la confianza del inversor en el mercado inmobiliario español, especialmente en el sector del alquiler, donde este último se ha convertido en la opción más rentable al ofrecer un largo recorrido frente a otro tipo de inversiones que pueden estar agotando ya su gap de rentabilidad.

Por ello, no es de extrañar que las socimis comiencen a incluirse en las carteras de los grandes patrimonios, carteras que tradicionalmente son conservadoras y que se han encontrado en dificultades en los últimos años para obtener remuneraciones interesantes. Es más, algunas entidades como Bankinter preparan ya una OPV de una socimi con hoteles que ofrecerá un dividendo del 5%, noticia que aún no ha sido confirmada por la entidad. Los principales accionistas serían los clientes de banca privada de Bankinter, quienes aportarían 120 millones de euros al proyecto, con una inversión mínima de 200.000 euros y un 15% máximo de su patrimonio financiero. Pero no es el único: Banco March también ha desarrollado su socimi, con la adquisición del emblemático edificio ABC en Calle Serrano, y la podría sacar al MAB a lo largo de este año.

Y son tres los motivos por los que las socimis están llamadas a convertirse en un activo estratégico en las carteras de banca privada. Por un lado, una rentabilidad atractiva, que puede moverse en una horquilla entre el 4 y el 5%, interesante si tenemos en cuenta que los tipos oficiales de interés permanecerán anclados en el 0% a lo largo de 2018; son valores defensivos, que invierten fundamentalmente en oficinas y locales en alquiler y hoteles, y cumplen los requisitos fiscales que busca una gran fortuna.

Lee la noticia completa en Finanzas.com