Interior tienda Pompeii
Interior tienda Pompeii - ABC
Publirreportaje

Una «startup» que madura: Pompeii, una historia de éxito, abre su primera tienda

Jaime Garrastazu, uno de los socios fundadores de la compañía de venta de zapatillas de diseño, repasa el camino de esta empresa española

ABC
MadridActualizado:

Jaime Garrastazu, uno de los socios fundadores de «Pompeii», compañía de venta de zapatillas de diseño, repasa el camino desde el mundo online, vendiendo 3,5 millones de hasta llegar a la reciente apertura de su primera tienda física, la ‘flagship’ situada en la calle Fuencarral 53.

El principio

Hace cuatro años, cuatro amigos de la universidad decidieron emprender un negocio. ADE, Ingeniería, Derecho y ADE… nada relacionado con el diseño o la moda, lo que no impidió, como destaca Jaime Garrastazu, uno de esos cuatro chicos, escoger el diseño y fabricación de zapatillas con una sencilla premisa como base: «Nos gustaban las ‘zapas’, queríamos emprender… ahí empezó todo». A día de hoy, recién inaugurada su primera opción de ‘retail’, el ‘flagship’ de Pompeii en la madrileña Fuencarral, 53, han realizado su primera ampliación de capital para continuar a pie de obra.

El impulso

Como recuerda Garrastazu, el proceso fue tan básico en sus principios («incluso buscando en Google cómo se hacían zapatillas») como difícil y tortuoso, ya que, de las ocho fábricas con las que concertaron reuniones, solo una accedió a ayudarlos en esta empresa. En esos momentos contaban con la motivación como principal recurso, multiplicando tareas e ilusiones, superando lo marcado en la frase del célebre empresario Lee Iacocca: «La motivación lo es todo. Puedes llegar a hacer el trabajo de dos personas».

Todo tuvo mejor pinta cuando contaron con un modelista y un patronista, fundamentales en una tierra especializada en calzado. «Una vez conseguido el primer modelo, empezamos a venderlas en ‘pop ups’ físicas (puntos de venta provisionales), numerándolas del uno al 349, de modo que, cuando se terminase ese color, dejaría de existir el modelo». Viajes en furgoneta por toda España, venta «al detall» de la auténtica, paso a paso y con un marketing boca-oreja, asentado en la trinidad formada por diseño, comodidad y precio, que hizo que el camino de Pompeii se fuera cimentando cada vez más.

«Conócete a ti mismo»

Nacho Vidri, Jaime Garrastazu y Jorge Vidri, fundadores de Pompeii
Nacho Vidri, Jaime Garrastazu y Jorge Vidri, fundadores de Pompeii - ABC

Todos esos viajes por España sirvieron para que, como recuerda uno de los fundadores de la compañía, «nos conociéramos mejor a nosotros mismos, más incluso que el negocio, en un recorrido que nos llevó a plantear el concepto ‘pop up’ online, es decir, en la que solo se vendía tres días al mes». Este aprendizaje, el conocimiento de lugares y personas nuevas a través de los viajes, lo denominaron «Mundología», el motor del trabajo en la marca Pompeii («las ganas –como destaca Garrastazu- de abrazar la incertidumbre, de hablar con personas nuevas y de conocer otras culturas».

En este conocimiento, los socios y fundadores cuentan con la precaución y la prevención como herramientas de trabajo: «Esperemos a hablar de éxito en diez años. En estos tres, hemos conseguido un crecimiento orgánico muy sano, controlado, con la decisión, este año, de ampliar capital para afrontar tanto el proceso de venta en ‘retail’ como la internacionalización, con mayores recursos económicos y ‘know how’ para afrontar presente y futuro».

Bienvenidos a la tienda «física»: Apertura en Fuencarral, 53

Tienda de Pomepii en la calle Fuencarral
Tienda de Pomepii en la calle Fuencarral - ABC

Pompeii se ha asentado, con una fabricación del 90% en España, en un mercado tan competitivo como el de la moda, con una velocidad de crucero actual de cerca de 250 pares vendidos al día (cerca de 200.000 desde que comenzó este periplo empresarial). El paso, por lo tanto, al «retail» ha sido natural, con el prólogo de las cinco «islas» móviles en centros comerciales (dos en Madrid, dos en Barcelona, una en Sevilla).

Un nuevo paso para esta joven empresa española que permitirá, como destaca Garrastazu, «conocer personalmente a nuestros clientes y entender mejor sus necesidades, en un entorno del que estamos muy satisfechos, y en el que se encuentran los modelos que hay en la web, además, de ‘La Trastienda’, con modelos exclusivos que solo se venden en tienda y la posibilidad de encargar modelos para que se reciban en la misma tienda o en la dirección que nos digan».

«Best sellers» como los de la colección Higby, como las Borreguito (con forro para el invierno), las Hidrófugo (con serraje repelente al agua), Catalina, Merlin, Scout… todo un universo de zapatillas que, de cara al año que viene, también podrán encontrarse en otra tienda física (en ciudad aún por determinar). Pompeii continúa su erupción, paso a paso.

ABC
ABC

ABC
ABC

ABC
ABC