El presidente de EU.UU., Donald Trump
El presidente de EU.UU., Donald Trump - Reuters

La tasa de paro de Estados Unidos cae al 3,6%, mínimos desde 1969

El país americano ha creado 263.000 empleos en abril

EFE
Actualizado:

La tasa de desempleo de Estados Unidos descendió hasta el 3,6% en el mes de abril, dos décimas menos que el mes anterior, por lo que vuelve a situarse en mínimos desde diciembre de 1969, según los datos publicados este viernes por la oficina de estadísticas laborales del Departamento de Trabajo estadounidense.

En conjunto con el descenso del paro, en el cuarto mes del año se crearon 263.000 empleos no agrícolas, frente a los 189.000 de marzo, debido al aumento de la contratación en los segmentos de servicios profesionales, construcción y salud.

La cifra de parados de larga duración, aquellos que han permanecido en situación de desempleo durante un mínimo de 27 semanas, descendió hasta 1,23 millones de personas, lo que equivale a una caída de 75.000 desempleados. Su peso con respecto al total del paro se mantuvo estable en el 21,1%.

La cifra total de desempleados se situó en 5,82 millones de personas, por lo que descendió en 387.000 desempleados con respecto al mes precedente. Por su parte, la tasa de participación en el mercado laboral cayó dos décimas, hasta el 62,8%. Con respecto al mes anterior, la población activa en abril se redujo en 490.000 personas.

Por grupos de trabajadores, la tasa de paro de las mujeres cayó en dos décimas, hasta situarse en el 3,1%, al tiempo que el desempleo entre los hombres se redujo hasta el 3,4%, dos décimas menos. Entre los jóvenes, el porcentaje de desempleo alcanzó el 13%, dos décimas más que en el mes de marzo.

En el cuarto mes del año, el número de empleados en el sector de servicios profesionales creció en 76.000 personas, al tiempo que el sector de la construcción creció en 53.000 trabajadores y el sector de la salud empleó a 27.000 personas más. De su lado, el segmento de asistencia social avanzó en 26.000 empleos y las actividades financieras incrementaron su plantilla en 12.000 trabajadores.

La duración de la semana laboral media cayó hasta las 34,4 horas en abril, una décima menos que en marzo. Los ingresos medios por hora aumentaron seis centavos, hasta los 27,77 dólares, con respecto al mes anterior.

Asimismo, el Departamento de Trabajo ha informado de que el número de empleos creados en febrero se ha revisado al alza, hasta 56.000 personas (23.000 más), mientras que los datos de marzo se sitúan ahora en 189.000 empleos creados (7.000 menos).