Huawei es el primer proveedor global de tecnología 5G
Huawei es el primer proveedor global de tecnología 5G - ABC

Un veto global a Huawei retrasaría al menos dos años el despliegue masivo de las redes 5G

Las telecos tienen planes de contingencia de cara a un eventual problema con el proveedor chino y trabajan ya con nuevos suministradores de tecnología y en el uso de redes abiertas

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El veto de Estados Unidos a Huawei bajo la acusación de espiar al país y poner en riesgo la seguridad nacional con sus redes amenaza con provocar un caos tecnológico. Y no tanto por el futuro de los teléfonos móviles del fabricante chino. La prohibición impuesta por el Gobierno de Donald Trump a las empresas norteamericanas para suministrarle componentes y contratar sus servicios no ha sido secundada por ahora por otros países ni por la Unión Europea. En caso de hacerlo, fuentes del sector de las telecomunicaciones en España apuntan a que el despliegue de las redes móviles de quinta generación (5G) sufriría un retraso de dos años.

El problema es que Huaweies ahora mismo el proveedor líder a nivel mundial de tecnología 5G, pues ya ha firmado con distintos operadores de telecomunicaciones más de 30 contratos comerciales en todo el mundo para el despliegue de esta red y ha sumunistrado más de 40.000 estaciones base. Esto sitúa a la compañía asiática por delante de otros proveedores como Nokia, Ericsson, Samsung y ZTE. «Huawei es a día de hoy uno de los "vendors" más avanzados», señalan esas fuentes.

La Unión Europea y sus Estados miembros se han desmarcado por ahora de la postura de EE.UU. y no han tomado ninguna decisión de vetar a Huawei ante la falta de evidencias de seguridad en sus redes, tal y como asegura la Administración Trump. De hecho, casi todas las telecos europeas trabajan con Huawei y a día de hoy lo siguen haciendo. Ahora bien, las fuentes admiten que un veto a nivel global a la tecnológica china provocaría un retraso de al menos dos años por los problemas logísticos que conllevaría.

Eventual problema de suministro

Y es que en caso de no poder trabajar con Huawei las telecos tendría que retirar los equipos que ya les ha proporcionado el fabricante chino y sustituirlos por los de otros proveedores. Al hacerlo todas las telecos a la vez, esto provocaría problemas de disponibilidad y suministro, derivando por tanto en ese retraso en el despliegue de la nueva red de telefonía móvil.

Aunque las telecos defienden actualmente la seguridad de las redes de Huawei, todas ellas tienen ya planes de contingencia para un eventual veto a la firma. En concreto, desde la industria señalan que en primer lugar los operadores ya trabajan con varios proveedores de componentes, de forma que el núcleo de la red, el llamado «core», no sea solo de Hauwei, sino que cuente con tecnología de distintas compañías. Pero además, esas fuentes añaden que hay operadores que ya están probando la tecnología de nuevos proveedores alternativos a los tradicionales.

Independientemente de lo que suceda con Huawei, y pese a que Vodafone se convirtió este mes en la primera teleco en lanzar comercialmente en España sus servicios 5G, las telecos manejan un calendario que no prevé el despliegue estandarizado de esta infraestructura hasta 2021 y su desarrollo masivo hasta 2022. El motivo, alegan las fuentes del sector, es que hasta entonces no se producirá una estandarización de la tecnología 5G y que a día de hoy no existen ni terminales móviles estandarizados, ni las frecuencias óptimas están subastadas ni hay una demanda de usos y aplicaciones, sobre todo desde la industria, que requieran el despliegue inmediato del 5G.