Mina de Riotinto, que explota la multinacional Atalaya Mining
Mina de Riotinto, que explota la multinacional Atalaya Mining - ABC

Atalaya invierte 85 millones para modernizar la mina de Riotinto

La multinacional pasará de tratar nueve a 15 millones de mineral cada año

SevillaActualizado:

La empresa Atalaya Mining, propietaria de la mina de Riotinto (Huelva), invertirá alrededor de 85 millones de euros para modernizar y ampliar las instalaciones de forma que se puedan tratar 15 millones de toneladas al año y alargar la vida útil de las mismas hasta el 2032. El proyecto fue presentado ayer en la Diputación de Huelva por el consejero delegado de Atalaya Mining, Alberto Lavandeira, quien hizo un recorrido por el trabajo realizado en esta mina histórica de la provincia de Huelva en la que ya se han invertido más de 200 millones de euros.

Lavandeira explicó que este proyecto de modernización consiste en la instalación de un nuevo molino para proveer electricidad de 23.000 kw, lo que lo convierte en «el segundo más grande de Europa y uno de los más grandes del mundo»; la instalación de celdas de flotación más grandes o de instalaciones auxiliares nuevas. Esta inversión permitirá pasar de una media de 9 millones de toneladas de mineral tratado al año a 15 millones, además de incrementar la producción de concentrado de unas 42.000 a unas 50.000.

Asimismo, posibilitará mejorar las eficiencias operativas, reducir los requerimientos de mantenimiento y rebajar los costes operativos. Junto con el proyecto de modernización y ampliación, la empresa está trabajando en incrementar los recursos y reservas de la mina «Todo ello es para dar una nueva vida a la mina de 15 años por lo menos», señaló Lavandeira. Ya se está planificando hacer una explotación subterránea en Corta Atalaya donde, tras el cierre de la mina de Riotinto en los 90 quedó mineral por sacar.

Estas actuaciones son necesarias porque en Riotinto el contenido de cobre en la roca es «bajísimo», de un 0,46%, mientras que en otras minas, como Cobre las Cruces (Sevilla), es de más del 5%, «con lo que sólo a base de volumen y tecnología muy fina habrá rendimiento para pagar la inversión».