Jaime Rodríguez de Santiago, nuevo director general de Free Now en España
Jaime Rodríguez de Santiago, nuevo director general de Free Now en España - Vanessa Gómez
ECONOMÍA

El director de Free Now: «Ojalá pudiéramos ofrecer un precio cerrado en toda España»

Jaime Rodríguez de Santiago está desde junio al frente de la compañía, que conecta a taxistas y usuarios mediante una App

SevillaActualizado:

Hace tres meses que Free Now —antes Mytaxi, una App que conecta a taxistas y usuarios en varias ciudades de Europa— tiene nuevo director general en sustitución de Pablo Pérez. Se trata de Jaime Rodríguez de Santiago (Madrid, 1984), un ingeniero de Telecomunicaciones que siempre ha estado vinculado al sector tecnológico y startup. Los últimos cinco años trabajó en Bla Bla Car, primero como director de Marketing y después como director general de España, Portugal y Alemania. Su mayor reto ahora en Free Now -una compañía con sede en Alemania- es adaptar el servicio de su App a la regulación de cada ciudad española y hacer frente a la competencia de las VTC.

¿Por qué cambiar el nombre de Mytaxi, que ya estaba consolidado, por el del Free Now?

Mytaxi ha pasado a llamarse Free Now a raíz de que en 2019 Daimler y BMW se hayan fusionado una buena parte de sus servicios. Han hecho You now, del que cuelgan distintos verticales: Free Now, taxis y coches con conductor, así como patinetes; Share Now, coches compartidos, donde está Car2go; Charge Now, para recarga de coches eléctricos; Park Now, para encontrar aparcamiento; y Reach Now, para transporte público. Para aumentar el conocimiento de la marca, estamos invirtiendo a nivel internacional un presupuesto de dos millones de euros en una campaña de marca internacional. Este cambio no se interioriza en un mes, tenemos que darnos bastantes meses para ir generarando el conocimiento de marca que teníamos antes.

¿En qué países está presente Free Now?

En más de cien ciudades europeas de Alemania, Portugal, Inglaterra, Irlanda, Polonia, Austria, Suecia, Italia y España. Además, a través de otras marcas del grupo, como Beat, ya tenemos presencia en varios países de Latinoamérica. Ahora estamos haciendo pruebas también en Palma de Mallorca.

¿Cuántos taxistas usan vuestra aplicación?

Actualmente en Europa contamos con más de 100.000 conductores. En España estamos presentes en Madrid, Barcelona, Sevilla, Málaga,Valencia, Gijón, Avilés, Oviedo y Mieres, en los que tenemos 18.000 conductores, lo que significa un crecimiento del 28 % respecto al 2017. En Andalucía operamos en Málaga y Sevilla. En Málaga, en el primer año de operaciones ya hemos superado los 250 conductores. En Sevilla operamos desde 2015, tenemos 300 taxistas.

¿Cuál es el perfil del conductor de Free Now en España?

Sólo un 6% tiene menos de 29. Un 22% tiene entre 30 y 39 años y un 39% entre 50 y 59.

Algunos taxistas dicen que Free Now facilita la captación de viajeros a cambio de perder libertad.

Independiente de que exista Free Now, hay una realidad: los pasajeros se están digitalizando y quieren usar aplicaciones y eso no va a cambiar. Nosotros hemos trabajado desde el principio con el sector del taxi para adaptarse a esa nueva realidad. Nuestras comisiones son razonables y hemos intentando tener una sensibilidad especial con el sector. Somos los aliados naturales del taxi, aunque hay una parte que no quiere que las cosas cambien.

Jaime Rodríguez de Santiago, ingeniero de Telecomunicaciones, fue director de Bla Bla Car antes de entrar en Free Now
Jaime Rodríguez de Santiago, ingeniero de Telecomunicaciones, fue director de Bla Bla Car antes de entrar en Free Now - Vanessa Gómez

Free Now da cursos de formación a los taxistas que usan la App de Free Now. ¿Hay resistencia al cambio en el servicio?

Es un sector tremendamente heterogéneo. Desde personas que llevan 30 años en el taxi y que a lo mejor les puede costar más los cambios, a gente más joven. Tenemos encuestas que indican que la mitad de los taxistas se nuestra App estarían dispuestos a cobrar menos por la carrera para tener más viajeros y competir con la VTC.

¿Cuántos usuarios acumula ya Free Now en nuestro país?

Actualmente en Europa contamos con un total de 14 millones de pasajeros. En España tenemos 500.000 de usuarios registrados, un 48% más, aunque de ellos hay muchos turistas.

¿Y cuántos trayectos ha gestionado Free Now en España?

A nivel internacional la compañía en 2018 creció en un 80% el volumen de trayectos. En España, los trayectos o desplazamientos fueron 6,8 millones en 2018, lo que supuso un crecimiento del 45,3%. En los últimos doce meses se han solicitado 500.000 carreras en Sevilla y más de 100.000 en Málaga en el primer año de actividad.

¿Tiene previsto la empresa entrar en alguna otra ciudad andaluza?

Granada es una candidata natural pero no tenemos planes de lanzar nada este año.

¿Cuál es el medio de pago más usado entre vuestros clientes?

El 90% paga mediante móvil.

¿Por qué cambió Free Now el sistema de cobro a los taxistas: primero casi un euro por carrera y después el 12,5% del precio del trayecto?

Cambiamos el sistema de cobro porque se entendió que el modelo tenía una serie de limitaciones porque no se adecuaba a las diferentes carreras. Si era una carrera muy corta era una comisión muy alta, pero si el trayecto era más largo, era una comisión pequeña. Pasamos así a un modelo en el que se carga un porcentaje sobre el precio de la carrera. Teniendo en cuenta que hay servicios de VTC que cobran a los conductores entre el 20 y el 25% del trayecto, ese porcentaje es relativamente bajo. Ese cambio tiene también otro matiz: el conductor sólo paga ahora la comisión cuando la carrera entra a través de la App Free Now. Antes el euro se pagaba incluso cuando alguien paraba al taxista por la calle. Es decir, que sólo pagan por clientes que les llevamos.

¿Se pueden pagar propinas a los taxistas de Free Now?

Sí y el pasajero puede elegir el porcentaje de propina que quiere dejar. Por defecto tiene tres opciones: 5, 10 y 15%. Hay países que tienen más tradición de propinas, como Reino Unido o Alemania, en los que el porcentaje de propinas es más altos. En España hay menos tradición de dar propinas.

Jaime Rodríguez de Santiago dirige Free Now en España, donde la compañía tiene 500.000 usuarios de esa aplicación y 18.000 taxistas asociados
Jaime Rodríguez de Santiago dirige Free Now en España, donde la compañía tiene 500.000 usuarios de esa aplicación y 18.000 taxistas asociados - Vanessa Gómez

Cuando comenzó Mytaxi en España estipuló que los coches de los taxistas no podían tener más de cinco años. ¿Qué sucede cuando se supera ese tiempo?

Eso fue una limitación que tuvimos en el pasado, pero en la actualidad permitimos que sigan operando con nosotros siempre que el coche esté en buen estado y las valoraciones de los pasajeros sean positivas.

¿Sigue siendo obligatorio que los conductores no estén asociados a radioemisoras?

Nunca fue una condición pero nuestros conductores tienen que llevar la pegatina de Free Now y esa condición la suelen tener también las radioemisoras, con lo que el taxista termina eligiendo.

Este verano habéis dado el campanazo ofreciendo precio cerrado de carrera, de modo que si la carrera supera el coste fijado, Free Now paga la diferencia al taxista.

Esa promoción fue sólo en Madrid y la acabamos de renovar para septiembre. En el resto de país damos un rango de precios estimados de acuerdo a nuestra experiencia, pero al final el usuario paga lo que ponga el taxímetro. Lo que hicimos en Madrid fue adelantarnos a una regulación que va a entrar en vigor en la capital de España en enero como muy tarde. Esa regulación fijará un precio máximo para los trayectos para que los taxistas puedan competir en precio con las VTC, algo que ahora no pueden hacer. En toda España se están discutiendo distintas regulaciones alrededor del taxi. Madrid es la que va más avanzada a la hora de competir en términos de precios, permitir el taxi compartido o dar más flexibilidad en los descansos de los taxistas para que puedan elegir los días que quieren trabajar.

¿Prevé extender a otras ciudades españolas la oferta de precio cerrado del trayecto del Free Now en Madrid?

Ojalá, pero todavía no está prevista en las regulaciones de todas las ciudades españolas. Desde Free Now creemos firmemente en la necesidad de flexibilizar y hacer más competitivo al taxi y la opción de precio cerrado es un paso adelante muy importante en este sentido, tan positivo para los taxistas como para los usuarios. No obstante, esto no depende solo de nosotros, sino de la administración. Como siempre, en Free Now operamos respetando la normativa de cada ciudad, cada una con realidades muy diferentes. Esperamos que poco a poco podamos ir implantando la opción de precio cerrado en todas las ciudades donde operamos y, por ello, trabajamos día a día y estamos a disposición de la Administración, las organizaciones empresariales y el sector para buscar soluciones que mejoren la competitividad del sector en cada ciudad.

¿Cree que deberían unificarse las regulaciones para esos servicios en toda España?

Como negocio sería más sencillo pero hay que tener en cuenta que la regulación del taxi es urbana y se adapta mucho a cada ciudad. La regulación de Madrid no podría aplicarse a cualquier ciudad. Hay ciudades que necesitan que el taxi cumpla unas funciones y otras que quieren otras cosas de ellos.

¿Vuestros rivales son empresas de VTC como Cabify o Uber?

Cada vez hay más alternativas en movilidad: VTC, patinetes, bicicletas, motos, coches compartidos... Eso significa que se está fragmentando mucho la movilidad y cada vez tiene menos sentido tener un coche en propiedad. Vemos un pastel cada vez más grande, pero que se fragmenta. De ahí la fusión de Daimler y BMV para dar distintos servicios de movilidad. En varias ciudades de Alemania y en Lisboa ofrecemos también patinetes compartidos. En Barcelona funcionan nuestros patinetes con sistema de suscripción, en el que pagas una cuota al mes para usarlos.

¿Todo esto cambiará el uso tradicional del taxi?

Crecí con un ordenador al lado, he estado toda mi vida pegado a la tecnología y en startup, y he aprendido que rara vez desaparecen las cosas por completo, sino que se complementan. Lo que está claro es que el uso tradicional del taxi irá cambiando y se acabará eso de gritar «taxi» en mitad de la calle. Lo que mejor hace internet es reducir las esperas, las ineficiencias... y hay mucha ineficiencia en el sector del transporte todavía.