Interior de un «100 Montaditos»
Interior de un «100 Montaditos» - ABC
Empresa

Restalia (100 Montaditos) crece: lanzará en abril su cuarta gran marca

El propietario de 100 Montaditos, La Sureña y The Good Burger estrenará su nuevo concepto de restauración en un lugar icónico de Madrid

SEVILLAActualizado:

EL grupo Restalia afronta en los próximos meses un ejercicio especial. La compañía fundada por el emprendedor sevillano José María Fernández Capitán nació en el 2000 con la marca 100 Montaditos, a la que le acompañó nueve años después La Sureña y posteriormente The Good Burger (TGB). Con estas tres marcas ha creado nuevas tendencias en el negocio de la restauración en España.

Tras un lustro en el que ya ha logrado consolidar el crecimiento internacional de estas tres enseñas, Restalia ya está ultimando los preparativos para ampliar la familia y lanzar la que será su última gran marca, que se presentará el próximo mes de abril en un lugar icónico de Madrid, y que estará presente en las principales ciudades españolas, como Sevilla y Barcelona. Sin embargo, todo lo que rodea a este nuevo concepto de Restalia está rodeado del secreto más absoluto.

En este momento Restalia tiene en torno a 780 establecimientos (80 más que en el pasado año). La nueva marca —de la que se guardan celosamente bajo llave hasta los más mínimos detalles— será decisiva para alcanzar la meta de superar los 1.000 restaurantes en el mundo en los próximos 24 meses, pues ya hay medio centenar de inversores que han hecho su reserva para abrir una franquicia (aunque para evitar filtraciones, incluso estos futuros inversores desconocen todavía los principales detalles de este nuevo concepto de restauración).

Firma disruptiva

«Como creadores de marcas, nos ilusiona este nuevo concepto por el que tanto interés están demostrando los agentes implicados en el modelo de restauración organizada», afirma Belén Martín, directora general de la compañía, que considera que «Restalia siempre ha destacado por ser una compañía muy disruptiva y con cada aúna de sus apuestas ha logrado revolucionar las formas de consumo».

Restalia logró una facturación en 2018 de unos 330 millones de euros, tras crecer en torno a un 4,5%, y ya cuenta con el 10% de sus restaurantes fuera de España (unos ochenta). Esto la ha convertido en el primer grupo español con marcas propias de restauración en franquicia que sale decididamente al mercado internacional.

José María Fernández Capitán, presidente, fundador y único accionista de Restalia
José María Fernández Capitán, presidente, fundador y único accionista de Restalia

En su expansión fuera de España, sus principales plazas europeas están en Italia y Portugal. Al otro lado del Atlántico el grupo ya está presente en EEUU, Colombia, Chile, México, Guatemala, Costa Rica o República Dominicana. «La compañía quiere ampliar su presencia en Europa —debutará próximamente en Francia— y seguirá creciendo en nuevos países como Perú y Ecuador», según subraya Belén Martín. Esta directiva sostiene que 100 Montaditos, La Sureña y The Good Burger «tienen un largo recorrido por Latinoamérica y también por Asia».

Al margen del salto exterior, su estrategia también es seguir creciendo en España, «donde aún quedan muchas oportunidades», a la vez que «habrá una apuesta decidida por la innovación a todos los niveles: desde la creatividad en los conceptos a la modernización de la operativa pasando por la fórmula de comunicación con los clientes», remarca José María Fernández Capitán, presidente y único accionista.

La firma cumplirá en 2020 sus primeras dos décadas de historia. En este tiempo, 100 Montaditos ha vendido 1.000 millones de unidades, «el equivalente a doce vueltas al mundo y 25 montaditos por habitante español», según indican fuentes de la compañía.

Historia

Restalia nació con un 100 Montaditos en un local de 19 metros cuadrados en un centro comercial en Islantilla. Este espacio tan reducido obligaba a la simplicidad y así nació un bar que ofrecía un solo producto y un solo precio, cien montaditos con pan recién hecho, a cien pesetas, con cerveza Cruzcampo muy fría y una escenografía que recreaba el aire de las tradicionales tabernas sevillanas.

En 2004 alcanzó los 24 locales y a partir de esa cifra abrió una sede en Madrid para responder al fuerte crecimiento de la empresa. La crisis económica reforzó este modelo de negocio. En 2007 había superado los cien locales y lanzó promociones como Euromanía, adaptándose a la venta a un euro y adelantándose al auge posterior del «low cost».

En 2009 Restalia se pone nuevas metas y lanzó las tabernas La Sureña, que a diferencia de 100 Montaditos se basa en ofrecer raciones, y la cerveza se bebe muy fría en botellín servida en un cubo con hielo. Mantuvo la simplicidad con una metodología de «casual food» muy potente y el monoprecio para las raciones. Con The Good Burger (TGB) el objetivo fue abandonar el formato infantil de algunas cadenas de hamburguesería y forjar un esquema distinto, «con carne de gran calidad y un pan único, acompañado por cerveza muy fría en vaso de cristal».

Nuevas experiencias

Según Belén Martín, «cada una de las enseñas que ha lanzado Restalia al mercado a lo largo de estos veinte años ha supuesto una revolución en el sector, tanto por su innovación como por su impacto social, mejorando la experiencia de consumo de sus clientes».

En 2018 la marca The Good Burger (TGB) recibió el Premio Nacional de Franquicia por la originalidad de su campaña publicitaria y 100 Montaditos por el éxito de su expansión internacional. A su vez, 100 Montaditos también ha sido galardonado en Italia por tercer año consecutivo con el premio Enseña del año 2018 en la categoría de «Ristorazione Veloce». Como peculiaridad,