TIENE UNA PLANTILLA DE 159 TRABAJADORES

Tino Stone sucumbe a la crisis y pide el concurso voluntario

SEVILLA Actualizado:

Tino Stone Group —junto a sus filiales Tino Empresarial e Industrial y Tino Tiendas— ha sido la última compañía emblemática en sucumbir a la crisis. La firma presidida por Antonio Valdés, con 159 trabajadores, ha solicitado el concurso voluntario de acreedores, debido a la disminución de la actividad del sector de la construcción, la morosidad de sus clientes y la crisis financiera y bancaria, aunque también apunta como causa a la «paralización» del Parque Industrial de Macael y el Polígono de la Piedra de Loja (Granada).

Los autos dictados por el Juzgado de lo Mercantil 1 de Almería, a los que ha tenido acceso Ep, señalan que la sociedad matriz tuvo «pérdidas significativas» en 2009, junto con un pasivo inmediato de seis millones en el ejercicio de 2010, con un efectivo que no alcanza los 500.000 euros. Con respecto a las filiales, el juez también pone de relieve los números rojos continuados ya que, en un avance de las cuentas de 2011 de Tino Empresarial e Industrial, se declaran pérdidas de 2,8 millones y un pasivo corriente de 32 millones, con un efectivo de 122.000 euros, lo que «indica una situación de iliquidez». La misma senda sigue Tino Tiendas, que en su balance de 2011 reflejó pérdidas de 1,2 millones de euros. El activo de todas las compañías del grupo suma 105 millones, frente a un pasivo de cercano a los noventa millones.