Alejandro Sanz y el tío Paco, en la presentación del libro «Tío Paco»
Alejandro Sanz y el tío Paco, en la presentación del libro «Tío Paco» - GTRES

Alejandro Sanz, devastado tras el fallecimiento de su tío Paco

El cantante madrileño ha perdido a uno de sus familiares más queridos y admirados

ABC
Actualizado:

Alejandro Sanz (49 años) se encuentra desolado. Este miércoles fallecía Francisco Pizarro Medina, su tío Paco, a los 82 años, conocido por su labor en el restaurante Casa Pizarro de Alcalá de los Gazules, el lugar que vio crecer al artista y del que no se olvidará nunca.

Fue el productor musical Miguel Ángel López Gómez, «Capi», el que dio la noticia en las redes sociales. «Eras único y muy querido por todos. Hoy para mí es un día de recuerdos y momentos vividos, gracias por haberte conocido y convivido contigo, vivirás siempre en el corazón de tu sobrino @AlejandroSanz de tus hijos, mujer, amigos y de mí. Dios lo va a pasar muy bien contigo», le dedicaba.

El propio cantante le ha rendido un sentido homenaje en su cuenta de Instagram tras enterarse de la triste noticia de su fallecimiento. «El arte de vivir. El tío Paco en estado puro. La pureza de un ser humano limpio y bello», escribía el artista en su perfil de la red social este miércoles.

Ver esta publicación en Instagram

El arte de vivir. El tío Paco en estado puro. La pureza de un ser humano limpio y bello. #VivaElTíoPaco

Una publicación compartida de Alejandro Sanz (@alejandrosanz) el

Tío y sobrino estaban muy unidos. En 2013, ambos protagonizaron unas cariñosas imágenes en la presentación del libro «Tío Paco», una biografía sobre su apasionante vida que incluía la época en la que estuvo en Miami y se codeó con estrellas de la talla de Jennifer López, Penélope Cruz y Juanes, entre otras muchas celebridades.

«Alejandro me llamó desde Miami. Fui para dos semanas y, cosas de la vida, me quedé dos años. Cuando volví de Miami, me encerré dos años a modo de castigo y decidí escribir este libro a partir de fragmentos que ya había escrito con anterioridad», decía en su momento en la presentación del ejemplar.