Bertín Osborne - Telecinco

Bertín Osborne no pasa por sus mejores momentos

A pesar de que la audiencia de su programa fue relativamente buena al principio, con el paso de los meses está cayendo en picado y este es tan solo uno de los muchos obstáculos a los que se enfrenta

MadridActualizado:

Tras varios meses de ausencia, Bertín Osborne (63 años) volvió el pasado mes de septiembre a la televisión con «Mi casa es la vuestra», el programa que dirige en Telecinco. Sin embargo su vuelta no ha sido como él esperaba.

Nuevo disco

El cantante publicará el próximo 30 de octubre su nuevo disco de estudio, el sexto de su carrera integrado por rancheras, con un tema de curioso nombre que dará título a todo el álbum, «Yo debí enamorarme de tu madre». Las redes no tardaron en reaccionar con presteza al singular título del nuevo álbum del también presentador de televisión con el choteo habitual, con ironías, memes, retitulados y demás.

«Mi casa es la tuya»

Según se comentaba, Bertín Osborne no se fue de la mejor manera de Televisión Española con su anterior programa «En la tuya o en la mía». La oferta de Mediaset, que duplica las condiciones actuales del programa en La 1, fue considerada imposible de igualar por los consejeros.

A pesar de que la audiencia fue relativamente buena con el cambio de cadena a Telecinco, al cabo de un año la audiencia descendió. «Mi casa es la tuya» otorgó a Telecinco un mínimo histórico al caer un 10% de cuota de pantalla y 1.362.000 espectadores con la visita de la tenista Garbiñe Muguruza, un año después del traspaso de cadena.

Venta de la casa

Esta semana ha salido a la luz la información de que ha salido a la venta «Villa Pashmina», una espectacular vivienda en Marbella por 7,5 millones de euros. Una lujosa mansión ubicada en la exclusiva urbanización de Sierra Blanca, y que la producción del programa otorgó a Osborne para recibir a sus invitados y que esta semana ha salido a la venta.

Según asegura la web «Jaleos», la propiedad cuenta con una parcela de más 2.500 metros cuadrados, de los cuales 1.243 metros son construidos, en los que se distribuyen nueve habitaciones, nueve baños, un amplio jardín, piscina, cine privado, sauna y un baño turco.

Pelea con Arévalo

La amistad entre Bertín Osborne y Paco Arévalo no ha pasado por su mejor momento en los últimos meses. Desde que el humorista publicó una foto en sus redes sociales de una comida que compartió con Don Juan Carlos, la Infanta Elena y el presentador de Telecinco, la relación entre el dúo se volvió algo tensa.

Esta inciativa no gustó a Osborne, aunque lo que realmente le ofendió fue lo que hizo después. El humorista acudió a un programa de televisión para contar su enfado. «Hay cosas que no se pueden hacer. Es mi casa y un amigo no hace eso», trasmitía la periodista Paloma Barrientos de parte de Osborne a la vez que aseguraba que estaba muy dolido por la traición del que en algún momento fuera uno de sus amigos más íntimos.

Con las aguas más calmadas y ya habiendo solucinado el problema que les enfrentó, el presentador habló sobre el tema, que para él considera una niñería. «No nos hemos peleado nunca, es una estupidez enorme. Paco y yo somos hermanos y amigos desde hace 35 años. No hace falta que hagamos las paces», aseguró intentado restarle importancia.

La enfermedad de su hijo Kike

Su hijo Kike (11 años), que nació de manera prematura y sufre una lesión cerebral que le impide crecer con normalidad, tuvo que ser operado a principios de año. A pesar de que la intervención resultó ser un éxito, tanto el cantante como su esposa Fabiola Martínez deberán asumir el cuidado de su hijo para toda su vida. «Por ley de vida Fabiola y yo nos tenemos que ir antes y me mata que Kike no tenga una vida feliz cuando no estemos. Por eso trabajo como un auténtico burro. Su futuro es lo único que me quita el sueño, no el de mis otros hijos, que van a estar bien, porque son inteligentes. Pero a Kike debemos ayudarle», confesó Bertín Osborne.

Fue en el sexto mes de embarazo cuando tuvieron que practicarle una cesárea a Fabiola por decisión del médico tras comprobar que había algunos problemas. Kike, que apenas pesaba un kilo y medio, estuvo en la unidad de cuidados infantiles de La Paz, donde permaneció ingresado.

Matrimonio

«Yo he tenido a Carlos Herrera también en la habitación, pero soy un poco más respetuosa... ahí lo dejo». Lo contestaba con una risa previa, lo que no restaba un ápice de tensión a las palabras de Fabiola, en respuesta a una pregunta sobre la escena de «En la tuya o en la mía» en la que Mariló Montero cotillea en su cuarto.

Ocurrió durante una entrevista en la que Osborne recibía en su casa como invitada a la periodista, quien entraba en la habitación conyugal y curioseaba en los cajones además de hacer bromas a su salida: «Espera, que arreglo esto, que no se note que he estado aquí». La escena, aparentemente inocente, no gustó nada a Fabiola.

Sin embargo este no ha sido el único momento incómodo que ha vivido el matrimonio. Y es que no debe ser fácil convivir con un hombre que presume de su éxito con las mujeres, así lo hizo hace relativamente poco cuando eligió el nombre de su último disco: «Yo debí enamorarme de tu madre». Y es que el artista siempre ha intentado compararse con el galán más famoso de España, Julio Iglesias.