La «noche de paz» de la clase política española

Salud, paz, estabilidad, acuerdos... Entre los buenos propósitos de nuestros políticos para estas fiestas, se cuelan peticiones más prosaicas, anécdotas entrañables y platos suculentos

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

123456789
  1. Albert Rivera

    En Barcelona, «con mi familia y amigos», así disfrutará de la Nochebuena y la Navidad el presidente de Ciudadanos. El marisco y la escudella no pueden faltar a su mesa, como tampoco una serie de propósitos para recibir el nuevo año. «Espero hacerlo cargando pilas para un 2017 con muchos retos y oportunidades, que puede ser apasionante». De su lista de los Reyes sólo confiesa una petición: «Tiempo para poder hacer una escapada». Y entre sus ambiciones, «ser feliz en lo personal y tener acierto en mi vida política».

  2. María Dolores de Cospedal

    Hace casi una semana, la ministra de Defensa brindaba en Bagdag con las tropas españolas desplegadas en Irak, dentro de la Coalición Global contra el Daesh. Esta noche, hará lo propio «con mi familia, mis padres y hermanos», explica. Para María Dolores de Cospedal, el plato que no puede faltar en su mesa de Nochebuena es el pavo. Y a los Reyes Magos les pide «salud para todos los míos y un año 2017 en el que veamos el principio del fin del terror y de la barbarie de todo tipo que hay en tantas partes del mundo».

  3. Pablo Casado

    «De 2017 espero salud para todos los míos. Aunque parezca un tópico, es lo único importante. Y a nivel político, espero que haya estabilidad y creación de empleo», cuenta el vicesecretario general de Comunicación del Partido Popular. Siendo más prosaico, aprovecha la ocasión para hacer unas peticiones a los Reyes para él y su familia: «Siempre les pido lo mismo, un bote de colonia Loewe. Y ya de paso, pido un patinete para mi hija, un Lego de coches para mi hijo y unas gafas de sol para mi mujer». Este fin de semana, Pablo Casado compartirá mesa y mantel en la casa de sus padres, en Palencia. Con los suyos también estarán sus cinco hermanos, sus sobrinos y su abuela. «Del menú navideño, me encanta el capón de Cascajares, un producto palentino ya de fama internacional», afirma. En Nochevieja pondrá rumbo a Elche (Alicante), donde recibirá el año en casa de sus suegros. Y la festividad de Reyes se la reserva para «hacer una escapada a Las Navas del Marqués, en Ávila».

  4. Inés Arrimadas

    De Barcelona a Jerez de la Frontera. Es el itinerario que seguirá la jefa de la oposición en el Parlamento de Cataluña. «Iré a casa de mis padres, donde nos reunimos toda la familia cada año». En la localidad gaditana que la vio nacer hace 35 años y donde contrajo matrimonio el pasado verano con Xavier Cima, Arrimadas recuperará los sabores de su infancia: «La merluza al horno que hace mi madre y los canelones caseros», explica.

    Y se prepara para dar la bienvenida a un año -cuyo inicio de nuevo celebrará junto a la familia y los amigos más cercanos- en el que espera que «se consolide una nueva etapa en la que el sentido común, el diálogo, la sensibilidad social y las ganas de cambio marquen la agenda política española». Quiere salud, «sobre todo para mi familia. Pero como regalo material, he pedido unas zapatillas para correr. Las que tengo ya llevan encima muchos kilómetros».

  5. Dolors Montserrat

    «En la tradición catalana no se celebra la Nochebuena, solo la Navidad. Así que la noche del 24 de diciembre voy a la Misa del Gallo con mi hijo y el día 25, lo celebro en mi pueblo, Sant Sadurní d’Anoia (Barcelona), en la casa de mis padres», cuenta la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. Su menú favorito para estas fechas es infalible: «Sopa de galets y canelones. Y brindamos con cava de mi tierra». La Nochevieja se la reserva para cenar con sus amigos y, a los Reyes, solicita «estar con mi hijo. Pasar un día con él en el parque de atracciones del Tibidabo de Barcelona». Y del nuevo año espera que haya paz, trabajo y salud. «Siempre pido lo mismo», explica.

  6. Begoña Villacís

    ¿Dónde pasará la Nochebuena y la Navidad la concejal del grupo de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Madrid? «Como decimos los abogados, en casa de una parte y en casa de la otra parte», responde. Begoña Villacís, muy diplomática, por cierto, disfruta con «la sopa castellana de mi madre y la sopa de la Reina de mi suegra. Me encantan los platos de cuchara. Yo suelo preparar los segundos, lo mío son los pescados. El besugo se me da muy bien. Y también las tapas, como el guacamole». Recibirá el nuevo año con su numerosa familia -«lo pasaremos cantando y haciendo el ridículo en privado»- y por pedir, explica, «yo pido lo básico: salud, que mis hijas sean muy felices y que nos vaya mucho mejor a todos. Hace falta optimismo». Insistimos, ¿tiene alguna solicitud a los Reyes? «Sí, unas zapatillas y un reloj digital».

  7. Íñigo Méndez de Vigo

    El ministro de Educación, Cultura y Deporte, y portavoz del Gobierno, pasará la Navidad con la familia, «pero aprovecharé algún día para celebrar las fiestas con mis amigos de Palencia». A la hora de elegir su menú estrella, Méndez de Vigo lo tiene claro: «Pavo relleno, mazapanes y turrones». Sencillo y clásico. Espera, de 2017, que sea «el año del pacto de Estado social y político por la Educación». Una aspiración tan ambiciosa como necesaria. Pero a la hora de decantarse por un capricho navideño, lo tiene claro: «A los Reyes Magos les he pedido unos prismáticos».

  8. Ana Pastor

    «Espero que el año que está a punto de llegar venga cargado de acuerdos y un diálogo fructífero que nos permita seguir avanzando como país y como sociedad. Seguimos necesitando crear más empleos y ofrecer oportunidades a muchos miles de españoles y confío en que podamos hacerlo en el 2017». Son los deseos de la presidenta del Congreso de los Diputados. Mientras tanto, pasará la Nochebuena y la Navidad con su familia, «disfrutando de la sopa de pescado que mi madre cocina cada año por estas fechas y que tiene un sabor único». De cara a la festividad de Reyes, le «voy a pedir un altavoz al que pueda conectar mi Smartphone para escuchar música cuando estoy en casa».

  9. Guillermo Fernández Vara

    El presidente de la Junta de Extremadura vive estas fiestas con «un sentimiento que conjuga la alegría de poder compartir momentos con la familia, recordando la esencia de estas celebraciones más ligadas a la infancia, con la añoranza de no poder compartir muchos de estos momentos con aquellos seres más queridos que ya no están». En un ejercicio de memoria, Fernández Vara explica que de su infancia mantiene vivo el recuerdo de los regalos más tradicionales que solían hacerle: un balón y un libro. «El balón, porque no solía durar de un año para otro; y el libro, por la afición a la lectura». En su opinión, «la grandeza de la Navidad es que es la fiesta de la familia. La Navidad es para la gente que cree en ella y, siempre que pude, intenté disfrutar de estas celebraciones con mis hijos cuando eran más pequeños, sobre todo para mantener la magia».

    El político extremeño disfrutará de su cena de Nochebuena en Olivenza (Badajoz), su localidad natal. También allí recibirá el Año Nuevo. Asegura que no es de meterse en cocina, «pero me encargo de los vinos y el cava». En este sentido, confiesa ser muy metódico para que la bebida se sirva a la temperatura idónea.

    Este año, como regalo ha elegido un reloj. Y tiene un deseo para 2017: «Que todos puedan hacer realidad su proyecto personal».