Jan Taminiau
Jan Taminiau - REDES SOCIALES

El diseñador de Máxima de Holanda y Rihanna llega a España

Desde que en 2013 vistiera a la Reina Máxima de Holanda para la coronación de su esposo, Jan Taminiau se ha convertido en uno de los diseñadores más admirados y también deseados

EFE
Actualizado:

El diseñador favorito de Máxima de Holanda, Matilde de Bélgica, Lady Gaga, Beyoncé o Rihanna, Jan Taminiau, que de niño soñaba con crear vestidos para reinas, ha inaugurado este martes una nueva tienda en Madrid y lanza su primera colección prêt-à-porter tras muchos años cosiendo alta costura.

Este holandés de 43 años vive ahora a caballo entre Madrid y Ámsterdam. Desde hace cuatro años, los lunes por la tarde se va a Holanda para atender a muchas de sus clientas de alta costura y los jueves vuelve a Madrid, donde reciba a clientas iberoamericanas y españolas. «Me encanta este país, estoy enamorado de España, me siento muy feliz aquí», ha explicado a EFE Jan Taminiau quien mañana abre su segunda tienda en Madrid; la primera fue en Ámsterdam.

Desde que en 2013 vistiera a la Reina Máxima de Holanda con un modelo abrigo-capa 'azul klein' para la coronación de su esposo, el rey Guillermo de Holanda, Taminiau ha pasado a ser uno de los diseñadores más admirados y también deseados. «Que Máxima de Holanda me encargara modelos, fue un sueño hecho realidad», cuenta. Licenciado en Diseño de Moda por la Academia de Arte de Arnhem y de realizar un máster en el Instituto de Moda de la misma ciudad, en 2003 lanzó su propia marca, Jantaminiau.

Ver esta publicación en Instagram

Eugenia Silva wearing our Couture Dress. #jantaminiau #taminiau #taminiaureadytowear #jantaminiaucouture

Una publicación compartida de TAMINIAU (@jantaminiau) el

Tras el éxito de sus primeros diseños nupciales, fue introduciendo otras piezas especiales con bordados, pedrería, encajes y abalorios como el vestido granate con escote palabra de honor que lució la reina de Holanda en noviembre de 2016 para un retrato oficial. Considera que instalarse en Madrid le ha permitido descubrir toda la belleza de España, su cultura, gastronomía, artesanía, arte y vinos. «Es un país muy diverso y realmente apasionante», reconoce.

¿La cultura y el folclore español son ahora parte de su inspiración?

Siempre he tenido a España como fuente de inspiración, ya en mi colección 'Marbelous' estudié la iconografía taurina, las hombreras de la chaquetilla del traje de luces y la forma redondeada de la montera de los toreros están presentes. Además en mi trabajo está presente Balenciaga, uno de los diseñadores a los que más admiro.

¿Cómo es su método de trabajo?

Cualquier detalle en la vida me inspira: un cuadro, un tejido, la gente y por supuesto las mujeres. Me gusta absorber todo lo que me rodea y luego trasladarlo a los diseños, mis colecciones son mi día a día. Cuando trabajo alta costura me gusta conoce a la cliente y ver su estilo.

Hasta ahora ha trabajado alta costura, ¿cómo ha afrontado su primera colección de prêt-á-porter?

Siempre he diseñado para momentos importantes en la vida de las mujeres, también quiero estar presente en otros más cotidianos con prendas que parten de la alta costura y que adecuo para ir al trabajo.

¿Cómo definiría la colección?

El objetivo de esta colección es crear el armario de cada clienta con prendas atemporales que no pasen de moda. Son piezas muy cómodas, con acabados artesanales que no siguen las tendencias, que se puedan combinar con otras. Me gusta trabajar prendas que sirvan para siempre, sin fecha de caducidad, un concepto que forma parte de mi ADN.

¿Y la elegancia?

La esencia de la elegancia es la sencillez

¿Visten bien las españolas?

La mujer española ama y disfruta la vida y eso siempre le da una elegancia y estilo muy personal.

Desde hace años, suele coser vestidos para Máxima de Holanda y Matilde de Bélgica, ¿le gustaría vestir también a la reina Letizia?, ¿cómo imagina ese diseño?

Me encanta realizar costura, me da la oportunidad de vestir a mujeres maravillosas. Mi trabajo es un sueño hecho realidad, desde niño me gustaba imaginar cómo vestir a princesas. Desde mi humildad, es un honor diseñar para estas personalidades, es un sueño hecho realidad y me siento muy orgulloso de que me elijan.