Desfile de Custo Barcelona
Desfile de Custo Barcelona - ABC

La elegancia de Torretta y la fuerza de Custo

Despliegue de brillantes desfiles en el segundo día fuerte de la Semana de la Moda de Madrid

MadridActualizado:

Si hay una marca en España que ha sabido inventarse e reinventarse, crear un estilo propio y conseguir una imagen reconocible en los cinco continentes, esa es Custo Barcelona. Ayer, además de presentar su colección «Je te quitte» en la Mercedes Benz Madrid Fashion Show, se celebró su nuevo acuerdo empresarial con la empresa italiana Velmar.

La colección, ideada con tejidos técnicos, neoprenos, galones y prendas con aberturas múltiples, será la última en solitario de Custo, ya que habrá una colección cápsula realizada en conjunto con Velmar para el desfile de la marca en la Semana de la Moda de Nueva York y –posteriormente– en en la de Milán.

Desfile Custo Barcelona
Desfile Custo Barcelona - ABC

Se trata de un acuerdo de licencia firmado por Custo Barcelona con AEFFE S.p.A., la potente empresa de moda propietaria de Alberta Ferretti o Moschino, entre otras marcas. Es una excelente noticia ya que el proyecto internacional de Custo se verá potenciado y apoyado por una infraestructura impecable de gran dimensión, mientras que los hermanos Dalmau, Custo y David, seguirán siendo los responsables creativos de la casa y estarán al frente de un equipo de jóvenes diseñadores de Velmar.

Desde la sede central de Velmar en Rímini (Italia) se gestionará la producción y la distribución a nivel mundial de las colecciones de hombre, mujer, marroquinería, calzado y accesorios de la marca, mientras que el departamento creativo de Custo se mantendrá en Barcelona. Luca Gori, Director General de Velmar S.p.A., indicó que: «La creatividad de los hermanos Dalmau se ha adelantado a muchas tendencias y ha seguido siendo auténtica y original en todos estos años. Esta visión creativa sumada a la capacidad de Velmar de interpretar y traducir la fuerte identidad de la marca, así como su experiencia en la producción y distribución, forman sólida base para un proyecto de desarrollo a nivel global».

La estrategia de expansión de Custo reforzará los mercados europeos, la distribución en los Estados Unidos –donde Custo siempre ha sido un rey– y el gigante asiático. La unión de creatividad y marca de Custo con el potente proyecto industrial del Grupo AEFFE será una combinación perfecta de sabiduría, emprendimiento y economías de escala.

El desfile de Juan Duyos, combinó de modo inteligente varios estilos, saltando de los deliciosos vestidos largos en chiffon de tonos vivos, hasta brillantes conjuntos inspirados en su reciente viaje a Costa Rica, retomando tucanes y cataratas, árboles y flores. Duyos otorgó especial protagonismo a los pendientes, de figuras variadas y gran tamaño, que utilizaron el vidrio y el plexiglás como materia prima, para acabar con una serie de vestidos semitransparentes con apliques de flores de corte onírico.

Tras un homenaje a Leonor Pérez Pita, más conocida como Cuca Solana, recientemente desaparecida y tantos años dedicada a la gestión de la pasarela madrileña, llegó el desfile de Roberto Diz, que sorprendió en todos los sentidos. Se alternaron maravillosos vestidos de inspiración arabizante – capas y chilabas– con modelos acompañados de leggings impresos en dibujos variados inspirados en motivos y azulejos portugueses, ya que la colección «Quinta dos Perfumes» recordaba los viajes de Diz a Portugal en su infancia. La iconografía religiosa estuvo reflejada en detalles de algunas prendas bordadas con azabache hasta formar dibujos de imágenes sacras.

Desfile Roberto Torretta
Desfile Roberto Torretta - AFP

Roberto Torretta, siempre elegante, desfiló con su mejor colección , superando a todas las presentadas en los últimos años. Inspirándose en el estilo de la actriz norteamericana Marissa Berenson y sin olvidar su impecable sastrería, ofreció una maravillosa selección de abrigos ligeros y gabardinas, ponibles de día y de noche, combinando con tino el marrón con el rosa y los tonos grises entre si. Los conjuntos con pantalón, ideales para una suave transición del trabajo a un coctel. Los vestidos de noche, casi todos en negro o plata, sobrios e intemporales. Elegancia moderna, potente y sólida.