A punto en una hora y sin gastar un euro
deslumbra en nochevieja

A punto en una hora y sin gastar un euro

Trucos para vestirte, maquillarte y peinarte la última noche del año usando material que ya tengas en casa

sevilla Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Para deslumbrar en la fiesta de Fin de Año no es necesario gastar mucho, basta con estudiar detenidamente nuestro fondo de armario y aprender un par de trucos básicos sobre maquillaje y peluquería.

Fondo de armario

Comenzamos por lo que más preocupa la noche del 31 de diciembre: la ropa. Estamos seguros de que puedes conseguir un look de impacto usando las prendas de tu fondo de armario.

Este año se lleva el esmoquin femenino. Sólo necesitas una americana negra entallada y un pantalón pitillo o de corte recto. Debajo puedes arriesgarte a no llevar nada u optar por una blusa con transparencias o un top de lentejuelas. Lo más importante es que resaltes lo serio del modelo con un maquillaje atrevido.

El brillo, principal protagonista. Las lentejuelas, el dorado y el plateado son unos clásicos navideños que vuelven a ser tendencia. Si tienes prendas de este tipo de años anteriores dáles un aire nuevo cambiando los complementos. Si tienes unos zapatos en tono «nude» puedes ponértelos con casi cualquier cosa. Y no te cortes a la hora se mezclar tonos metálicos, el dorando, el bronce y el plateado se pueden combinar, siempre y cuando se haga con gusto.

Otra opción es rescatar un minivestido básico negro y combinarlo con una cartera de lentejuelas y una estola de imitación piel. El encaje es otro clásico que vuelve, ya sea en las mangas el escote en la falda o incluso en los complementos. Puedes «tunear» cualquier prenda básica con un poco de este material y se convertirá en una pieza única. Y recuerda, que puedes conseguir un look deslumbrante digno de las mejores marcas a precios low cost.

Maquillaje exprés

Sólo necesitas una base de maquillaje acorde a tu piel, un corrector un tono más claro, un delineador de ojos negro, máscara de pestañas, sombra gris o marrón chocolate (o el tono que creas que va más con to color de ojos), perfilador y lápiz de labios en tono natural y rubor para las mejillas.

Aplica el maquillaje sobre el rostro limpio con una esponja, pon una gota de corrector en las ojeras y aplícalo dando toquecitos con los dedos. Pon un poco bajo el arco de la ceja para dar luminosidad. Haz un trazo con el delineador a ras de las pestañas superiores e inferiores y difumínalo con un bastoncillo; aplica la sombra de ojos en el párpado móvil y difumínala con el dedo o con una brocha. Para los labios, delinea con el perfilador y aplica el labial (puedes terminar con un gloss trasparente para dar brillo). por último aplica dos capas de máscara de pestañas. En las mejillas, basta con un poco de colorete en tono albaricoque o rosado.

Reinventando los 80. Vuelven los párpados coloridos, los rojos chillones en los labios y las cejas espesas, pero todo ello suavizado y sin estridencias.

Ten en cuenta el color de tu vestido: Este año el rojo es el único color que desbanca al negro. Si eliges un traje de este tono, aquí tienes algunas ideas para sacarle todo el partido.

Melena suelta o recogida, he aquí el dilema

Pero un dilema fácil de resover, porque vale todo.

De la coleta de caballo al moño bajo. Si optas por la primera opción lo importante es fijar bien el cabello para que no quede ningún pelo suelto y adornarla con algún accesorio o con un mechón del propio pelo.

Rizado, liso o o con condas. Si tienes el pelo largo, no escondas tu melena. Sólo necesitas un poco de espuma, laca y una plancha de pelo para deslumbrar.

El pelo corto, también espectacular. Si no que se lo digan a Rihanna, Halle Berry o Victoria Beckham. Si tienes una melena corta aprovecha para lucir tus joyas.

«Long bob», el justo medio. Shakira ha sido la última en apuntarse a esta tendencia. Un corte de pelo sencillo que el peluquero de tu barrio también será capaz de hacer. Se trata de la media melena de toda la vida, pero con un toque de glamour.