Actualidad Córdoba

Mariana Tapia, de Noor Restaurant, premiada como Mejor Maitre 2019 por la Asociación Jóvenes Restauradores de Europa

Por Rocío Górriz,

Mariana Tapia, de Noor Restaurant, premiada como Mejor Maitre 2019 por la Asociación Jóvenes Restauradores de Europa

Mariana Tapia ya es, por derecho propio, una figura de peso en Noor Restaurant. No sólo es la esposa del chef Paco Morales, sino la otra mitad de este personalísimo proyecto y su buen hacer se ha visto recompensado al ser premiada como Mejor Maitre 2019 por la Asociación Jóvenes Restauradores de Europa (JRE). Pero, ¿qué cualidades debe tener una buena jefa de sala? «¡Qué complicado! Al final supongo que es como en la cocina. Cada uno le pone su impronta y por eso Noor es una sala muy personal. Quizás las cualidades más destacadas serían elegancia, discreción, saber estar y sobre todo mucho trabajo para intentar conseguir la excelencia», apunta la propia Mariana.

Esta argentina de nacimiento y cordobesa de adopción afirma que este galardón «es un premio al esfuerzo, a la constancia y al «todo es posible». Supone que aunque no procedas de este mundo, si te lo curras y eres paciente, serás recompensado. Y por supuesto, para Noor es un reconocimiento importantísimo el hecho de que se de visibilidad al otro 50% del restaurante, que se haga evidente que no todo es cocina y que también apostamos por la sala».

Y cuando le preguntamos si con este premio ha marcado un hito como mujer en el mundo de la alta restauración asegura: «No lo se. Conozco a muchas mujeres que llevan muchos años en la sombra y no han sido reconocidas. Ellas ya marcaron un hito y yo sólo aporto continuidad con mi granito de arena».

Por su parte, su marido no puede disimular su orgullo: «Para mí es una felicidad infinita. Estoy muy contento de que se haya valorado su trabajo. Hace una labor silenciosa y en ocasiones apática, con todo el lío que eso conlleva. Tiene mi respeto y admiración profesional porque extrae tiempo de su tiempo para sacar adelante la sala.  Sin duda, de ella destacaría su paciencia, elegancia, discreción y saber estar ¡Todo lo contrario a mí!».

 

marianapeq

En esta segunda edición de los citados premios también han sido homenajeados  profesionales de la categoría  de Juan Mari Arzak y José Monje (Via Veneto). Además, la cocinera del restaurante Echaurren, Marisa Sánchez, fallecida en 2018 recibía de manera póstuma y en manos de su familia el galardón ‘Toda una vida’. Los demás premiados de esta edición fueron: Management para Pedro Robles (casa Robles-Sevilla); Docencia para Adela Balderas (Basque Culinary Center-San Sebastián); Sumiller para Manu Simoes (La Taberna del Clínic-Barcelona; y Comunicación para el crítico de ABC (Salsa de Chiles) Carlos Maribona.

Una distinción a la Visibilidad de la Mujer ha ido a María José San Román, del restaurante Monastrell de Alicante, con una estrella Michelin,

jre1