Actualidad Sevilla

La Sal abrirá un espacio dedicado al tapeo en los Jardines de Murillo

Por Isabel Aguilar,

La Sal está a punto de abrir un nuevo establecimiento a tan solo unos metros del que actualmente tiene en la calle Doncellas, un espacio en el que Charo Álvarez apostará por una versión más informal de su carta, aunque el protagonista seguirá siendo el atún rojo de almadraba y los pescados frescos de la costa gaditana, además de la carne de retinto.

El nuevo espacio estará ubicado en el Paseo de Catalina de Ribera y con él la hostelera quiere llegar al público sevillano, consciente de que la calle Doncellas no es un sitio de paso y escapa a una gran parte de la población local. Con esta ubicación y un formato más informal donde la tapa tendrá gran peso pretende llevar su concepto gastronómico al público de Sevilla.

El establecimiento, que tiene previsto abrir a mediados de diciembre, continúa con su filosofía basada en el atún rojo de almadraba, una cocina que Charo Álvarez lleva trabajando casi 25 años en Zahara de los Atunes y que se trajo a Sevilla hace once años.

Entre sus recetas más afamadas se encuentran su morrillo de atún a la sal, tartar de descargamento con mango, aceite de wasabi y sésamo o sashimi de ventresca. Premiadas en diferentes ediciones de la Ruta del Atún son tapas como “Medraba por el mundo”, “Lomo en tempura con salsa de miso y bonito seco” o “Galete con arroz bomba, ajo y perejil seco”.

Además del buen atún, su carta con otras especialidades como carabinero crudo con su cabeza asada, salsa de ortiguillas y carabinero picante, lomo de dorada salvaje al horno o bacalao confitado con crema de patatas y verduras a la plancha, además de sus arroces.