La Flor de Toranzo

La Flor de Toranzo: «Rincón sevillano»

Por Debarra

Nombre La Flor de Toranzo
Dirección Jimios, 1 y 3 ()
Horario De 09:00 a 16:30 y de 20:00 a 23:30. Cierran los domingos todo el día
Teléfono 954229315
¿Tiene barril de Cruzcampo?
Terraza

En el final de la calle Zaragoza, o al principio, en Jimios, se encuentra un histórico bar por el que han pasado numerosos artistas, políticos y escritores. Es La Flor de Toranzo. Rincón de la tapa sevillana que rebosa personalidad tras su barra y ante ella.

No tiene cocina. Latas y papelones. Aquí la cerveza se llama Cruzcampo, la mayonesa, Ybarra y los montaditos, emparedados. Dos de los más populares son el de anchoas y leche condensada, que es el culmen de lo dulce con lo salado, y el de lomo con manzana. Dos rarezas que resultan extraordinarias. También se trabajan las chacinas y otros productos de la zona y del norte.la-flor-5-r

La conocida como Casa Trifón, donde según cuentan ponían los mejores cartuchitos de jamón de la ciudad, ofrece historia y recuerdos de una Sevilla añeja. Azulejos de la época que anuncian vino, grifos de cerámica con el Gambrinus dibujado al fresquito, recortes del ABC y fotografías que congelan momentos del pasado ambientan el local.

Que te abran una latita es casi obligatorio en esta casa. Así que, junto a las cañas, pedimos una de rillete de pato con foie, sabrosísima y económica, y las huevas de caballa en aceite. Hay gran variedad para elegir.

la-flor-2-r

la-flor-1-r

Seguimos combinando sierra y campo con la tapa de lomo en manteca, algo cortita, y el rollizo de bonito con jamón york, pimiento rojo y salsa rosa. Un bocado que merece la pena probar y que nos supo mucho mejor con un fino jerezano y gélido.

la-flor-4-r

la-flor-3-r

Si desean terminar allí mismo el almuerzo, pregunten por los Postres del Cantábrico: arroz con leche o mousse de limón. Pero este bar, cuyo dueño, Rogelio, cuenta con la Medalla de Oro al Mérito en el Trabajo y es un personaje conocido en la ciudad (aunque ahora es su hija María la que está al frente del negocio), es un lugar donde el sevillano suele parar a tomar algo. Un papelón, dos tapas, tres cañas. Catavino, emparedado y a brindar.