Un plato muy nutritivo, con un elevado porcentaje de proteínas y un equilibrado contenido en grasas
1 falda de medio kilo de ternera
100 gr. de jamón serrano sin el tocino
100 gr. de espinacas
100 gr. de zanahorias
1 pizca de tomillo
1 hoja de laurel
4 cucharadas de aceite de oliva
1 dl de vino blanco
2 dl de caldo y sal.
Calorías 131 kcal / 100gr
Proteína 18.6 gr / 100gr
Grasa 6.2 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Carnes y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Segundo plato.

Extendemos la falda sobre una tabla, sazonamos el interior y distribuimos sobre ella, formando hileras alternas, las zanahorias limpias y en tiras, las espinacas lavadas, limpias y a medio cocer, las lonchas de jamón cortadas muy finas y formando una hilera en el centro.

Falda de ternera rellena al horno

 Así lo cocinamos

Formamos un rollo y enrollamos la falda, atándola para que quede bien prieta.
Calentamos el horno a temperatura a 180 ºC y colocamos el rollo en una placa de horno.
Añadimos el vino blanco y el caldo durante la cocción, dejando asar durante unos 40 minutos.
Ponemos en un cazo el jugo de la cocción y retiramos la grasa que se queda en la superficie.
Hervimos el jugo añadiendo una pizca de tomillo y dejamos hervir hasta que se reduzca a la mitad.
Para ligar la salsa, añadimos un poco de harina de maíz (maicena) diluida en caldo frío y dejamos que el conjunto de un hervor.
Servimos la carne cortada en rodajas y cubierta con la salsa.

 Trucos y Consejos

Es importante que dejemos enfriar la carne una vez la hayamos sacado del horno. Con esto evitaremos que el rollo de carne se nos deshaga al cortarlo en rodajas.

 Información Nutricional

La carne de vacuno es altamente nutritiva, con un elevado porcentaje de proteínas y un equilibrado contenido en grasa, según la parte del animal de que se trate. Posee hierro de fácil absorción, por lo que está especialmente indicada para aquellas personas que padecen anemia ferropénica. Al combinarse con verduras, su absorción es mayor, ya que la vitamina C la facilita.

La ternera tiene partes claramente más blandas que otras y la falda no es una de ellas. Si el animal no es muy joven puede necesitar mucho tiempo de cocción y no resultar apta para estómagos delicados, ya que el vacuno en general contiene fibras musculares que pueden dificultar su digestión.

Los vegetales aligeran esta receta, en concreto el tomate y la zanahoria, ricos en vitamina A, ideal para preparar la piel para el verano y proteger las mucosas del cuerpo. Además el pigmento vegetal llamado betacaroteno protege ante enfermedades de origen cancerígeno.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina