Una receta de Navidad diferente y sabrosa es este pavo con vino y castañas, un plato que mezcla tradición con un toque diferente.
1 kg. de muslos de pavo
½ l. de vino blanco
1 cebolla
3 dientes de ajo
castañas
hierbas aromáticas
mantequilla
harina
aceite de oliva
pimienta
sal
Calorías 190 kcal / 100gr
Proteína 2.6 gr / 100gr
Grasa 2.2 gr / 100gr
Hidratos de carbono 36.5 gr / 100gr
Índice glucémico 65

Este plato está cocinado con una base de aves y caza y pertenece a los platos de la cocina tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante ocasiones especiales y se suele servir a los comensales como segundo plato.

El pavo es un clásico de las fiestas navideñas, una receta de Navidad que no puede faltar en nuestra mesa. Pero existen multitud de versiones para cocinar esta carne, para darle sabores y texturas diferentes dependiendo de los ingredientes que utilices para acompañarlo. En este caso, vamos a cocinar unos muslitos de pavo con castañas, aunque se puede hacer con el pavo entero o con otras partes del ave además de los muslos.

Pavo con vino y castañas

 Así lo cocinamos

Para preparar esta receta de Navidad, comenzamos pelando las castañas. También preparamos las cebollas y los ajos pelándolos y partiéndolos muy finos.
En una olla, ponemos 1 litro de agua y el vino. Añadimos las hierbas aromáticas que prefiramos y un poco de canela. Ponemos a cocer a fuego lento.
Mientras tanto, en una sartén con aceite de oliva, vamos dorando los muslos de pavo, previamente salpimentados al gusto. Cuando se doren, los ponemos en la olla con el agua y el vino, pero reservamos un vaso de este caldo para más tarde.
En otra sartén con dos cucharadas de mantequilla sofreímos la cebolla y los ajos. Añadimos tres cucharadas de harina y las castañas. Doramos unos minutos y vertemos el vaso de caldo que habíamos reservado. Removemos bien para evitar los grumos. Sumamos también uno o dos cazos más del líquido de la olla donde está el pavo. Seguimos cocinando unos minutos y, finalmente, vertemos esta mezcla en en la olla con el pavo. Mezclamos todo bien y dejamos al fuego hasta que el pavo esté tierno.

 Trucos y Consejos

Antes de servir esta receta de Navidad, deja reposar el pavo unos 10 minutos. Cogerá así mejor el gusto de todos los ingredientes.

 Información Nutricional

La carne de pavo es posiblemente una de las que menor contenido graso posee, lo cual hace que sea muy recomendable para casi todos los comensales, por ello, es perfecta para preparar una receta de Navidad como la que os hemos presentado aquí. Esta carne presenta, además, una buena cantidad de proteínas de alto valor biológico. Del mismo modo, su suave textura y sabor hacen que pueda acompañarse con multitud de guarniciones.
En este caso, la hemos cocinado con castañas. La castaña también contiene muy pocas grasas y es, además, uno de los frutos secos que posee un menor contenido calórico. Sin embargo, también es el fruto seco que presenta mayor cantidad de hidratos de carbono, por lo que su consumo ha de ser comedido en caso de padecer diabetes y obesidad. Al igual que el resto de frutos secos, las castañas son consideradas alimentos cardiosaludables, siempre y cuando no se abuse de su consumo.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Técnicas de cocina
Tipo de cocina