La salsa romesco está elaborada a base de hortalizas, por lo que va a resultar una guarnición rica en vitaminas y minerales
3 ñoras
1 cabeza de ajos
2 tomates maduros
una guindilla
10 almendras tostadas
1 rebanada de pan frito
6 cucharadas de aceite
2 cucharadas de vinagre
sal y pimienta.

Este plato, está cocinado con una base de Verduras y legumbres y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Entrante.

La salsa romesco es un acompañamiento muy versátil, ya que puede servirse para guarnecer tanto carnes como pescados, legumbres o arroces.

Salsa romesco

 Así lo cocinamos

Pon las ñoras a remojar en agua tibia hasta que se reblandezcan y se les pueda extraer la carne con la punta de un cuchillo.
Pon los tomates y la cabeza  de ajos en una fuente, rocíalos con aceite de oliva e introdúcelos en el horno hasta que queden bien asados.
Coloca en un mortero la carne de las ñoras, las almendras, la guindilla, los ajos asados y pelados, el pan frito y los tomates asados (sin piel). Machaca bien el conjunto, hasta conseguir una pasta homogénea. Ahora ve incorporando el aceite y el vinagre poco a poco, como si de una mayonesa se tratara.
Pon a punto de sal y pimienta.

 Trucos y Consejos

Conviene dejar reposar la salsa en el frigorífico una vez preparada para que ésta se macere bien.

 Información Nutricional

La salsa romesco está elaborada a base de hortalizas, por lo que va a resultar una guarnición rica en vitaminas y minerales, así como en fibra y distintas sustancias de acción antioxidante. Las almendras y el pan frito, además de aportarle consistencia a la salsa, va a enriquecerla con hidratos de carbono y grasas insaturadas, que nos van a ayudar a reducir los niveles de colesterol en sangre.

 

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina