Reportaje Córdoba

El Gastromapa para comer de cuchara en Córdoba

Por Rocío Górriz,

El frío arrecia pero aún queda mucho invierno por delante y muchas ganas de darse un buen festín y entrar en calor con un buen plato de cuchara de los de toda la vida. De esos que invitan a sentarme tranquilamente, cortar un buen trozo de pan y ¡qué sea lo que Dios quiera! En Gurmé Córdoba os damos algunas ideas para reponer fuerzas a lo largo y ancho de toda la ciudad.

La Cuchara de San Lorenzo

De los fogones del chef Paco López salen guisos elaborados con paciencia y llenos de sabor, donde se funden las materias primas y olores de antaño con una presentación original y muy cuidada. Es imprescindible probar su carrillada estofada con puré de patatas, así como el rabo de toro con patatas pochadas, los callos de ternera con patatas fritas palillo y los garbanzos con manitas de cerdo y chorizo. Su carta base se acompaña siempre de varios platos de productos del mercado del día, donde se incluyen guisos y arroces

Calle Arroyo de San Lorenzo, 2

sanlorenzo2

La Cazuela de la Espartería

En las inmediaciones de la Plaza de la Corredera encontramos uno de los mejores sitios para saborear guisos tradicionales. El establecimiento de José Salamanca nos propone platos como las albóndigas con setas, las habitas a la cordobesa, elaboradas en su propia vaina, con cebollita y ajo picado. Y como perfecto colofón, un suculento huevo frito encima. Igualmente, se decantan por un clásico entre los clásicos: el potaje de garbanzos, bacalao y espinacas.

Calle Rodríguez Marín, 16

lacuchara1

La Cuchara

El establecimiento que fundó Toni Montes lleva  desde 1995 haciendo las delicias de sus clientes a base de elaboraciones de marcado corte tradicional. Las migas y las judías blancas con perdiz están para chuparse los dedos. Y sus comensales sienten especial predilección por el cocido con pringá, las fabes y  las habichuelas con rabo de toro

Calle Fray Luis de León, 9

astoria

Astoria Casa Matías

El establecimiento fue fundado por Matías Montes en 1980 pero en la actualidad lo regenta su hijo Julio, quien destaca, además de su carta de arroces, sus exquisitos guisos, siendo uno de los más populares las judías con perdiz. Otra de las sugerencias de la casa son las alcachofas a la cordobesa, el guiso de cardos, las espinacas o los cocidos.

Calle El Nogal, 16

sociedadplateros2

Sociedad de Plateros María Auxiliadora

El restaurante de Manolo Bordallo no sólo pone sobre la mesa platos delicioso, sino que además los elabora en su versión más sanas. Para comprobarlo no hay más que probar sus migas sin gluten o los cardos en salsa con bacalao y langostinos (también adaptada para celiacos) Su oferta la completan los callos a la cordobesa, el ciervo estofado y el potaje de garbanzos y bacalao

Calle María Auxiliadora, 25

Restaurante Hierro

Está en el Balneario Aguas de Villaharta. Hierro es un homenaje culinario a la tierra donde se encuentra y a la riqueza que de la misma emana. Diseñada por el chef Máximo Doval del Rey , la carta mezcla vanguardia y tradición y recupera recetas longevas, acercándolas al público y devolviéndole recuerdos de aromas y sensaciones ya vividas en otros tiempos. Platos como los garbanzos con manitas de cerdo o callos, mojete de bacalao, caldillo de perdiz y otros muchos de los guisos que hoy se van perdiendo. La carta de vinos hace un guiño a diferentes D.O. de España donde no falta un Montilla-Moriles, vino de la tierra.

Camino de Pedrique, 4

casaantonio2

Casa Antonio

En Casa Antonio se puede escoger entre una amplia carta de platos, muchos de ellos típicos andaluces, elaborados con productos frescos y del día con el fin de que el cliente los saboree de la mejor forma. En su recetario no faltan los guisos caseros o tapas de marisco, aunque si hay una especialidad que distinga a este establecimiento de otros son sus asados. Así, oferta a su clientela exquisiteces como el asado de cohinillo al estilo Casa Antonio. No obstante, bordan los Callos de Ternera con Manitas, así como los judiones de la granja con su acompañamiento de espinacas con garbanzos y huevos fritos coronadas de Jamón

Calle Alcalá Zamora, 17

Bar Moriles

Es uno de los locales más populares de Ciudad Jardín y puede presumir de una clientela fiel y de cercanía. Uno de sus puntos fuertes es su menú del días, en el que podemos encontrar cocido, sopa de picadillo, potajes de las tres legumbres y fideos con marisco. Una de las mejores formas de acompañar estos platos es con una copa del fino San Gabriel, criado en bodega propia de Moriles.

Calle Antonio Maura, 21

barx

Bar X

El paseo hasta Cerro Muriano bien vale la pena. De su cocina salen piezas de carne originarias del Valle de los Pedroches: asados al horno como cochinillo, cordero, codillo, o bien en la barbacoa y a la piedra como es el caso de la presa, el lechón y el buey). Pero eso no es todo. En su afán por satisfacer a su fiel clientela, elaboran por encargo el cocido de tres vuelcos, las habichuelas con perdiz, migas o la aldereta con carne de Monte, entre otros manjares.

Calle Carretera, 2

Rincón de Chico Medina

Si hay un plato típicamente invernal son los callos, y en este caso acompañados de manitas. Muy tiernos, sabrosos y limpios, picando lo justo y con esa untuosidad que les dan las manitas, se consigue ese punto de gelatina que nos impregna tan melosamente labios y  boca. Este clásico del centro de Córdoba también hace como nadie los cardos con almejas y gambas.

Calle Historiador Díaz del Moral, 5

puertasevilla3

Restaurante Puerta Sevilla

De los fogones del chef Rafa Martinez salen unas riquísimas albóndigas, arroz caldoso con carabineros, sopa de ave o de pescado y marisco, perol cordobés, y codillo estofado a la antigua. En el menú diario, los clientes pueden encontrar sopa del puchero con picadillo y picatostes o Bolita de  merluza frita con fideua o Guisote de rabo de toro con patatas.

Calle Postrera, 51