Reportaje Córdoba

La hora del brunch: direcciones para desayunar tarde y bien en Córdoba

Por Rocío Górriz,

La hora del brunch: direcciones para desayunar tarde y bien en Córdoba

Si has tenido que leer más de una vez el término «brunch» y aún no sabes qué es, no te asustes. Es un magnífico invento inglés para designar a la comida que está a caballo entre el desayuno tardío y el almuerzo tempranero. Parece ser que la primera vez que se escribió sobre el brunch fue en la revista satírica inglesa Punch en 1896. En esa época, las familias británicas de clase alta solían dar el domingo libre a los sirvientes, y estos preparaban un bufé para que, durante todo el día, sus jefes pudieran servirse.

Mucho ha cambiado desde entonces el concepto. En buena parte gracias a series de televisión tan glamourosas y populares como «Sexo en Nuevo York», en la que en no pocas ocasiones Carrie Bradshaw y sus amigas hablaban de sus conquistas amorosas al calor de un buen brunch.

En el caso de Córdoba aún son pocos los establecimientos que lo ofrecen, y suelen reservarlo para el fin de semana. ¿El horario? Es un poco libre pero suele estar comprendido entre las 12:00 y las 15:00 horas.

Hay dos versiones: a la carta o en forma de bufé. Pero sea como fuere, no deben faltar los cafés, infusiones, zumos naturales, tostadas (más o menos creativas), fruta recién cortada, huevos, jamón, fiambres y bollería. Ya si la cosa se nos va de las manos, algunos también incluyen sushi, champagne y cócteles, o su versión más healthy, que son los modernos smoothies.

colombiabrunch

Colombia 50

Cuentan con una carta de cafés mediana pero bien consolidada, que va desde el expresso o el clásico capuccino al café vienés, irlandés o el latte macchiato. Igualmente, preparan al momento zumo de fruta natural.

También ofrece una amplísima selección de tés y una irresistible sucesión de chocolates: sopa de chocolate, chocolate al brandy, copa de chocolate al ron o «Too late» (chocolate caliente, leche batida y helado de chocolate).

Además, sus vitrinas lucen orgullosas imponentes trozos de tarta, de una delicadeza incontestable, traídas directamente de Inglaterra y del obrador de Panadería El Brillante:Tarta de zanahoria, de queso, de chocolate y naranja, banofee, Muerte por chocolate…

Los crepes que sirven en Colombia 50 los hacen artesanalmente en el momento y personalizan los gofres en función del gusto del cliente.

Al margen, también disponen de croasanes y tostadas que ellos han bautizado como «Blankitas». Y es uno de los pocos sitios de la ciudad donde disfrutar de unos huevos Benedictine, una opción perfecta para un brunch tardío. Otro de sus imprescindibles son las tostadas francesas: bien con Nutella o la conocida como «Montecristo» (York y queso, untado con mantequilla y frito, con glaseé y salsa de arándanos).

Plaza de Los Bañuelos

brunchsojo

Sojo Fusión

La idea de darse un festín mediomañanero a orillas del Guadalquivir es más que apetecible. Sojo Fusión lo hace realidad con un menú brunch en el que elegir entre un primero (huevos con bacon/ huevos con salchichas/ sandwich mixto/ tosta de pollo, aguacate y tomate) y un segundo (pancake con nata y toffe/ macedonia de fruta/ pancake con fresa, plátano y topping de nocilla/ Carrot Cake). Al margen, este combo dulce-salado lo completa un nutritivo zumo de naranja natural, té, café o chocolate y una buena tostada de mantequilla o de aceite y tomate. 

Pero si aún hay hambre, el cliente puede añadir al menú cualquier deliciosa especialidad a la carta, como churros, muesli, macedonia de frutas, tortilla de patatas o croissants en diferentes versiones.

Calle Enrique Romero de Torres s/n

 

maddow

Maddow Coffe Shop

Su filosofía y propuesta es servir desayunos frescos, hechos en el momento y naturales, y con esto lograr que ese primer momento gastronómico de la mañana sea de tranquilidad, saboreando buenos bocados. Desde los zumos variados de frutas y verduras recién hechos hasta las tostadas, con diferentes panes y nombre propio, como son la Big Maddow, con aguacate, tomate, jamón, rúcula y semillas de chía, que es la más popular, hasta la Pink Agatha que lleva salmón, canónigos y queso crema.

También tienen el especial «Fruit of the loom» que es un bowl con yogurt, fruta natural y cereales. El café no falta ni tampoco las tartas caseras: de zanahoria, red velvet, tarta de queso con dulce de leche…

Calle Cardenal González, 4
brunchbreakfast

Breakfast Club & Co

En los alrededores de la Plaza del Potro, encontramos uno de los brunch más completos de la ciudad. Preparan desayunos como El clásico inglés (deliciosas lonchas de bacon ahumado a la plancha, salchicha original Cumberland, morcilla de arroz, huevos fritos, champiñones copa asados, tomate a la plancha, judías blancas y pan cordobés tostado).

La comanda se puede completar con algún tipo de huevos (Benedict, Royale y Florentin, con bacon y revueltos con salmón).

Otra delicia son las tortitas clásicas americanas: una torre de tortitas con crema de vainilla, frutos rojos y auténtico sirope de arce. También hay tortitas con chocolate o con bacon. Gofres, crepes, ensalada de fruta y smoothies bowls del día (bowls de fruta helada batida, semillas naturales y fruta variada) completan su oferta. Al margen, claro está, de un buen café o un zumo artesano

Calle Lucano, 12
bailio2

Hospes Palacio del Bailío

El Hotel Hospes Palacio del Bailío propone un brunch teatrealizado para algunos domingos. El ágape llevará a los comensales por un viaje en el tiempo a través de la gastronomía de las culturas que han marcado el devenir de Córdoba: romana, musulmana, judía y cristiana.

El brunch comienza a las 12.00 horas con la bienvenida en la domus romana del siglo I que el hotel atesora en el subsuelo. Sigue en los jardines del Patio de los Naranjos, que data de los siglos XVI al XVIII, donde se servirá un buffet con representación gastronómica de las cuatro culturas.

Para terminar, nada mejor que un té moruno con postres de las cuatro culturas en el Salón Mudéjar, decorado con frescos de los siglos XVIII y XIX inspirados en el Mirhab de la Mezquita-Catedral

Calle Ramírez de las Casas Deza, 10-12