Reportaje Córdoba

Vermuth Cabriñana: Regreso al pasado

Por José Ignacio Santiago,

vermuthpeq

Me resistía a incluir en este apartado semanal a los vinos aromatizados con sustancias vegetales estimulantes del apetito en el que aparecen con carácter dominante el gusto y aroma característico de las especies vegetales del género Artemisia, pero la vuelta a la palestra de este antiguo producto, sea denominado vermú, vermut o vermouth, es patente y no he podido resistirme más a escribir sobre ellos una vez recobrada una vida que estaba en estado de latencia y que las modas en los consumos lo han resucitado.
Diversas son las formas de elaborarlos y las fórmulas son combinaciones más o menos secretas en el que cada elaborador macera, bien en vino o en alcohol, diferentes plantas, cortezas, raíces, frutas, especias,…y una vez extraído su aroma, bien en conjunto o por separado, se mezcla con el vino base y un aporte dulce, que puede ser azúcar, mosto concentrado o un vino dulce.
Si bien antiguamente era una forma de hacer bebible un vino estropeado, hoy está elaborado con buenos vinos y dándole un trato más alquimista y menos azaroso, por eso tenemos tan buenas opciones en el mercado.
Vermuth Cabriñana, de la bodega del mismo nombre, es límpido y brillante, de color muy cubierto, caoba oscuro.

En fase aromática, es de una intensidad media-alta, con diversos matices dependiendo de la temperatura (recomendable frío). Destacan sobre todo las especias, como el clavo y canela, y también el toque dulce que aporta el vino dulce con el que se redondea el conjunto.

En boca, equilibrado, la aportación dulce y el amargor están compensados, haciendo que tenga un buen paso por boca debido al px. El hecho de que su amargor no sea demasiado persistente lo hace más bebible y menos saturante en el paladar. Corta retronasal. Cualquier aperitivo o encurtido es un magnifico complemento para este vermut, servido con hielo y cascara de naranja.
El nombre de la bodega es debido a que esta finca, ubicada al pie de Cerro Macho en la Sierra de Montilla, era del Marqués de Cabriñana, siendo adquirida la bodega por el padre de Pepe Carbonero (actual propietario) en 1925.

  • Valoración:
  • Presentación: 5
  • Aroma:7
  • Sabor/ Armonía: 6
  • Dónde comprarlo: Córdoba: Confisur
    Madrid: Bodega Santa Engracia 42
    Precio en tienda: 6-7 euros aprox.