Sevilla

Hemeroteca > 29/11/2001 > 

La Cruz de la Cerrajería vuelve a Sierpes

Actualizado 29/11/2001 - 03:02:10
Recreación por ordenador de la ubicación originaria de la Cruz de la Cerrajería, obra de Sebastián Conde (1692), que estuvo situada en la confluencia de la calle Sierpes  y Cerrajería. ABC
Recreación por ordenador de la ubicación originaria de la Cruz de la Cerrajería, obra de Sebastián Conde (1692), que estuvo situada en la confluencia de la calle Sierpes y Cerrajería. ABC
La Cruz de la Cerrajería volverá a ocupar su lugar originario. Así lo confirmó ayer la delegada de Obras Públicas, la andalucista Isabel Guerra-Librero, mientras daba por finalizada la primera fase de las obras de la calle Sierpes, concluídas en un plazo menor del previsto.
La delegada anunció que una réplica de esta Cruz, que actualmente se encuentra en el barrio sevillano de Santa Cruz, tomará de nuevo el lugar que ocupó hasta mediados del siglo XIX, en la esquina de la calle Rioja frente a la calle Cerrajería. La idea, propuesta por los comerciantes de la calle, ha sido calificada de «excelente» por la delegada, por lo que se van a iniciar los trámites y gestiones oportunos para llevar a cabo la implantación de la réplica, que ocuparía el lugar en el que se ubica un kiosco de prensa. Guerra-Librero ha señalado a este respecto que «ya se han hecho algunas gestiones con los señores del kiosco».
La delegada cuenta en sus manos con un montaje que le han entregado los comerciantes en el que aparece el resultado de la réplica en el lugar en el que permaneció. La iniciativa de reconstruir esta imagen y editarla en postales para su divulgación ha corrido a cargo de Fernando de Artacho y Lloréns, amante de las leyendas y tradiciones sevillanas.
Algunos historiadores consideran que el verdadero nombre de la Cruz de la Cerrajería fue la Cruz de las Sierpes, basándose en los datos proporcionados por Alejandro Guichot y Sierra en su obra «El Cicerone de Sevilla». En ella aclara que existió una cruz de madera adosada a una casa de la calle Cerrajería, llamada Cruz de la Cerrajería, distinta a la de hierro forjado que se llamó de las Sierpes.
Esta bellísima cruz, toda ella de forja, fue realizada por Sebastián Conde en 1692 gracias a una suscripción popular llevada a cabo por vecinos de la calle Sierpes, quedando instalada en el cruce de esta misma calle con Cerrajería. Se doró en 1693 y allí permaneció hasta 1729, cuando la visita de la corte de Felipe V. Retirada y repuesta nuevamente en diversas ocasiones, la cruz más representativa de Sevilla dejó definitivamente su lugar originario en 1840, para pasar posteriormente al convento de las Mínimas y luego al Museo de Bellas Artes hasta que, en 1918, con motivo de las obras de remodelación de la Plaza de Santa Cruz, proyectadas por el arquitecto Juan Talavera, se traslada a este lugar, donde parece que encontró el sitio idóneo, convirtiéndose en una de las estampas más fotografiadas de Sevilla.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo ?ltimo...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.