Amaya Valdemoro, haciendo un «selfie» en la Plaza de la Villa, antes de leer el pregón de San Isidro
Amaya Valdemoro, haciendo un «selfie» en la Plaza de la Villa, antes de leer el pregón de San Isidro

Amaya Valdemoro: «Madrid gana por goleada»

La baloncestista, pregonera de San Isidro, reivindica la ciudad desde su experiencia por medio mundo

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Madrid no tiene parangón. Lo piensa Amaya Valdemoro, baloncestista y una de las deportistas más internacionales de España. Tras viajar por medio mundo desde que tenía 15 años, defiende a Madrid como «la que gana por goleada; no hay color». Así lo dijo ayer durante su pregón de San Isidro, que fue multitudinario. Tanto, que la deportista cayó en la tentación de hacerse un «selfie» desde el balcón de la Casa de la Villa, una autofoto con los asistentes como fondo.

Ataviada con un bonito mantón de Manila, que ambientaba aún más su papel de pregonera de las fiestas del patrón madrileño, Amaya estuvo acompañada por el concejal de Las Artes, Pedro Corral, y los de Chamberí, Centro y Moncloa-Aravaca, Isabel Martínez Cubells, David Erguido y Álvaro Ballarín.

Su discurso, como ya había adelantado, habló de sentimientos: los suyos cuando se alejaba de «su» Madrid, durante los largos años de práctica del deporte de élite.

Esta madrileña «residente en Alcobendas»y dueña de «cuatro apellidos vascos y cuatro madrileños» dijo sentirse «muy orgullosa» de su papel, un honor que «nunca habría imaginado» y que se explicó así: «Debe de ser otro de los milagros atribuibles a nuestro SantoPatrón».

Recordó que «marché de casa sin haber cumplido los 15 años para jugar como profesional». Y vuelve convencida de que «si sales de aquí nunca mejoras… os lo prometo».

No olvidó la referencia a la histórica final de la Champions que Madrid ya ha ganado. Ni a la Copa del Mundo de Baloncesto, que también se celebrará aquí. Para finalizar, puso «deberes» a los madrileños: «Olvidar penas y disfrutar de la fiesta».