Representantes del sector del automóvil, con Pedro Sánchez y Reyes Maroto
Representantes del sector del automóvil, con Pedro Sánchez y Reyes Maroto - Faconauto

El automóvil pide a Sánchez medidas para que el sector no pierda empleo y competitividad

La federación de concesionarios Faconauto solicita la puesta en marcha inmediata de un Plan Nacional de Achatarramiento y, en paralelo, de un Plan Nacional de Impulso del Vehículo de Cero Emisiones

U. M.
Actualizado:

Representantes del sector del automóvil se han reunido este miércoles en Madrid con el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, y la ministra de Industria en funciones, Reyes Maroto. En una cita organizada por el PSOE, la industria ha planteado la necesidad de que el próximo gobierno ponga en marcha medidas para que el sector no pierda empleo y competitividad.

En la reunión han participado la vicepresidenta de la federación de concesionarios Faconauto, Marta Blázquez, el director de Operaciónes de la Asociación Nacional de Fabricantes de Vehículos (Anfac), Jaime Moreno, y el director general de la patronal de componentes Sernauto, José Portilla.

Los representantes del sector han trasladado a Sánchez la necesidad de reactivar «cuanto antes» el Plan Estratégico de Apoyo Integral a la Automoción, según un comunicado distribuido por Faconauto. Este plan fue presentado al final de la pasada legislatura por el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo y que el propio Pedro Sánchez mencionó, en su discurso de investidura, como uno de los puntos que llevaría a cabo en el caso de que gobernara.

El encuentro en medio de un clima de preocupación por parte del sector. El pasado julio, las matriculaciones de turismos y todoterrenos cayeron un 11% y acumulan un descenso del 6,5% en los siete primeros meses del año. En parte, la caída tiene que ver con la entrada en vigor de las nuevas pruebas de medición de emisiones y consumos, el año pasado, pero también se corresponde con la desconfianza de los consumidores ante los vehículos de combustión tras los anuncios de restricciones.

«Faconauto comparte los objetivos del Gobierno por un parque de automóviles más limpio. No obstante, la renovación del parque y sus plazos deberían tener en cuenta la realidad del mercado, las necesidades del ciudadano y las alternativas tecnológicas disponibles», asegura Marta Blázquez, de Faconauto. «Urge retirar de partida los coches más viejos mediante un plan que además disminuiría la desconfianza del consumidor, que está detrás de la caída de las ventas de vehículos, algo que no nos podemos permitir, ya que por cada 150.000 matriculaciones que se dejan de hacer la pérdida de empleo en los concesionarios puede ser de unas 5.000 personas».

Para dar la vuelta a la situación, el sector ha propuesto a Sánchez la puesta en marcha inmediata de un Plan Nacional de Achatarramiento y, en paralelo, de un Plan Nacional de Impulso del Vehículo de Cero Emisiones. Ambos deberían tener una duración de cinco años para ser efectivos y verse acompañados por una reforma de la fiscalidad del automóvil.