Mercedes-Benz EQC: excitante dinámica de conducción

Se trata del primer Mercedes 100 % eléctrico de la nueva familia EQ y supone el inicio de una nueva era eléctrica para la compañía

ABC MOTOR
MadridActualizado:

El nuevo Mercedes-Benz EQC demuestra su dinamismo en la conducción con motivo de la presentación nacional a los medios en España. El «Mercedes» de los eléctricos cuenta con todos los atributos de la marca, una autonomía de 445–471 km, un alto nivel de confort acústico y una excitante dinámica de conducción gracias a sus dos motores (uno por eje) que entregann 408 CV de potencia mediante la tracción integral 4MATIC totalmente variable. Se trata del primer Mercedes 100 % eléctrico de la nueva familia EQ y supone el inicio de una nueva era eléctrica para la compañía, que está invirtiendo más 31.000 millones de euros para la movilidad eléctrica.

El EQC equipa un sistema de propulsión de desarrollo completamente nuevo con una cadena cinemática eléctrica compacta (eATS) en el eje delantero y otra en el eje trasero. Esta disposición confiere al EQC las cualidades de marcha de un modelo con tracción integral. Los dos equipos de propulsión desarrollan conjuntamente una potencia aproximada de 300 kW, y el par máximo conjunto de los dos motores eléctricos asciende a unos 765 Nm.

Los ingenieros de Mercedes-Benz han implementado diversas medidas para mejorar el confort acústico. Las eATS del EQC están desacopladas por partida doble mediante apoyos de goma, tanto entre la unidad de propulsión y su bastidor auxiliar como entre el bastidor auxiliar y la carrocería. Estas sofisticadas medidas de desacoplamiento se complementan con medidas de aislamiento. Resultado: El habitáculo del EQC es extremadamente silencioso.

Una batería de iones de litio con una capacidad energética útil de unos 80 kWh (ciclo normalizado europeo) suministra la electricidad que necesita el vehículo. El consumo y la autonomía dependen en gran medida del estilo de conducción, también en los vehículos eléctricos. El EQC asiste a su conductor, poniendo a disposición 5 programas de conducción de diferentescaracterísticas: «COMFORT», «ECO», «MAX RANGE», «SPORT» y un programa adaptable individualmente. Un componente esencial en los programas de conducción optimizados para el ahorro de energía es el pedal acelerador háptico, que ayuda al conductor a practicar un estilo de conducción económico. El conductor tiene la posibilidad de influir en la potencia de recuperación accionando levas de cambio dispuestas detrás del volante.

Un sistema de asistencia a la conducción denominado asistente ECO presta amplia ayuda al conductor para conducir de forma anticipativa. Por ejemplo, con indicaciones sobre el momento adecuado para levantar el pie del acelerador por acercarse una limitación de velocidad, o con funciones como el planeo y el control preciso de la recuperación. Para ello se combinan mediante conexión en red los datos de navegación y el reconocimiento de señales de tráfico con la información de los sistemas inteligentes de seguridad (radar y cámara estereoscópica).

El EQC dispone de serie de un cargador de a bordo (OBL) refrigerado por agua con una potencia de 7,4 kW para la carga con corriente alterna (AC), tanto en el propio domicilio como en estaciones de carga públicas. También incorpora de serie un cargador de carga rápida hasta 110 kW de potencia mediante una toma de corriente continua (CC) con sistema CCS (Combined Charging Systems). En ese caso, el tiempo de carga es de unos 40 minutos para un incremento del 10 % al 80 % del estado de carga.

Mediante su participación en IONITY, una joint venture conjunta con otros fabricantes, Mercedes-Benz ofrece a sus clientes un acceso confortable a una infraestructura de puntos de carga rápida a lo largo de las grandes rutas de tráfico en Europa. Ya están en servicio más de 100 de los 400 parques de carga previstos en Europa hasta el año 2020.

El innovador sistema multimedia MBUX (Mercedes-Benz User Experience) se ha completado en este modelo con numerosos contenidos específicos para el EQ como, por ejemplo, la autonomía, el estado de carga y el flujo energético. Con el MBUX pueden manejarse y ajustarse también otras funciones optimizadas para el EQ como la navegación, los programas de conducción, la intensidad de carga y la hora de partida.

El EQC está equipado con la generación más reciente de sistemas de asistencia a la conducción de Mercedes-Benz y satisface las máximas exigencias en materia de seguridad pasiva. Junto al amplio programa de pruebas de choque habitual en el desarrollo de nuevos vehículos, Mercedes-Benz ha establecido para la batería y para todos los componentes que conducen electricidad otras prescripciones de seguridad. Se ha adaptado la estructura del EQC a las exigencias especiales de los componentes eléctricos y de la batería, y se han dimensionado sus componentes para ofrecer el elevado nivel de seguridad al que están acostumbrados nuestros clientes. Un ejemplo es el nuevo bastidor auxiliar que rodea los componentes de propulsión alojados en la sección delantera del vehículo, y que asume los esfuerzos por medio de los puntos de sujeción acreditados.