Bergé Auto cierra 2018 con récord en ventas y entra en el mercado suizo de la mano de Hyundai

La compañía continúa su hoja de ruta de expansión internacional tras los buenos resultados obtenidos en el mercado finlandés donde inició sus operaciones en febrero de 2018 como distribuidor de las marcas Kia y Mitsubishi

MadridActualizado:

Bergé Auto, líder en distribución de automóviles, ha entrado en el mercado suizo de la mano de la marca Hyundai. Esta operación, enmarcada en su plan estratégico internacional, abre el acceso a la compañía a un importante mercado en Europa, después de Finlandia en 2018, consolidando su expansión en este continente, además de permitir la incorporación a su actividad de una marca líder a nivel mundial.

Thomas A. Schmid, Chief Operating Officer de Hyundai Motor Europe HQ ha asegurado que «estamos muy satisfechos que una empresa sólida, con una dilatada experiencia y claramente orientada al crecimiento como es Bergé Auto, invierta en Hyundai Suiza. Sus capacidades empresariales y su más que demostrada visión de futuro en la distribución de automóviles, son la combinación perfecta con la estrategia y los firmes valores que representa Hyundai en Europa. Nuestra marca tiene ante ella, un futuro muy prometedor, lleno de grandes oportunidades en este continente y estamos convencidos de que Bergé Auto aporta las cualidades necesarias para desarrollar con éxito todo el potencial que ofrece Hyundai en el mercado suizo».

Hyundai es a día de hoy, la segunda marca, de origen asiático, más vendida del mercado suizo, con unas ventas al cierre de 2018 que alcanzaron las 8.200 unidades, una facturación de 238 millones de Euros y una cuota de mercado del 2,7%.

Por su parte, Jorge Navea, CEO de Bergé Auto afirma que «para Bergé Auto es un orgullo iniciar este nuevo proyecto de Distribución en el mercado suizo y además representando a Hyundai Motor Company, uno de los principales y más respetados fabricantes de automóviles a nivel global, con una gama de producto en constante renovación, en la que cabe destacar su decidida apuesta por la movilidad sostenible y las nuevas tecnologías. Una marca con la que además nos une una dilatada y exitosa trayectoria de colaboración».

Bergé Auto se propone expandir notablemente su presencia, aportando su probada experiencia en la distribución internacional de automóviles, junto con la aplicación de una ambiciosa estrategia basada en la digitalización de todas las actividades, con un claro enfoque en el cliente. Además, serán también elementos clave para este crecimiento: potenciar ante el consumidor suizo los grandes valores asociados a la marca coreana, un decidido apoyo a la actual red de concesionarios y la capitalización de una robusta estrategia de lanzamiento de nuevos productos en los próximos años.

Bergé Auto alcanzó una facturación de 2.950 millones de Euros (+23% sobre 2017) y un Ebitda de 148 millones de Euros (+15,5% sobre 2017), cerrando el ejercicio 2018 con una cifra récord de ventas de 151.000 unidades (+19,5% sobre 2017). A estos datos han contribuido los excelentes resultados obtenidos en el mercado finlandés, donde Bergé Auto inició sus operaciones en febrero de 2018, de la mano de las marcas Kia y Mitsubishi, habiendo superado las 8.000 unidades vendidas, con una facturación de 154 millones de Euros, y una cuota sobre el mercado total de automóviles de ese país del 6,2%.

Bergé Auto confía alcanzar las 170.000 unidades vendidas en 2019, con una facturación estimada de 3.400 millones de Euros. Este crecimiento consolida a Bergé Auto como uno de los principales grupos de distribución en Europa y Latinoamérica. Por su parte, SK Bergé, filial latinoamericana de Bergé Auto, negocia un acuerdo estratégico con Banco Santander Chile para la financiación de la venta de automóviles en el país. Este acuerdo materializa el convenio firmado en 2007, por el que se transfieren al Banco las participaciones de SK Bergé en su financiera.

Adicionalmente, se renueva la alianza comercial entre las partes para los próximos años con convenios de financiación tanto a concesionarios como a cliente final. Como base para continuar impulsando su ambicioso plan de crecimiento, Bergé Auto también está trabajando activamente en la capitalización de nuevas iniciativas empresariales a través de B4Motion (su Venture+Lab), con el objetivo de conformar un ecosistema interrelacionadode compañías que aporte un valor añadido para el desarrollo futuro de la automoción como producto asociado a la movilidad.