Toyota crea una plataforma para facilitar la conectividad entre vehículos

Los primeros modelos de Toyota y Lexus que dispondrán de un módulo de comunicaciones de datos llegarán al mercado en 2020

MADRIDActualizado:

Toyota Motor Corporation y KDDI Corporation han decidido unir sus esfuerzos y promover la creación de una plataforma global de comunicaciones que facilite la conectividad entre vehículos. Esta plataforma hará posible el funcionamiento de redes de comunicaciones en todo el mundo.

De este modo la marca japonesa aspira a conseguir una mayor conectividad en sus vehículos a nivel global. La plataforma proyectada tendrá un amplio alcance y se bsaará en el uso de un módulo de comunicaciones de datos —Data Communications Module (DCM)— uniforme. Plataforma y módulo serán realidad en 2019. Estos DCM comenzarán a montarse de serie en casi todos los nuevos modelos de Toyota y Lexus en Japón y Estados Unidos en 2020, para posteriormente llegar gradualmente a los modelos comercializados en otros grandes mercados.

Para trabajar hacia ese objetivo, y para permitir las comunicaciones entre los DCM y los servicios en la nube, TMC y KDDI planificarán y diseñarán de forma conjunta una plataforma global de comunicaciones. Ésta será desarrollada y explotada por KDDI, operadora japonesa de telecomunicaciones.

Con la consecución de esa plataforma, los DCM uniformes a escala mundial se conectarán automáticamente con operadoras de telecomunicaciones en distintos países, según dónde se encuentre y se utilice cada vehículo.

Tras un a cambio de operadoras ―realizado sobrescribiendo la configuración de la SIM mediante tecnología de comunicaciones― los DCM se pueden conectar sin recurrir a servicios de itinerancia internacional. Para mantener unas comunicaciones estables y de gran calidad en todo el mundo y a un coste reducido, se supervisará el estado y la calidad de las telecomunicaciones de forma integrada. Respetando todas las normativas aplicables en cada país y región, esto permitirá a Toyota mejorar su I+D de productos y la calidad de sus servicios valiéndose de los datos recogidos por los DCM en los vehículos.

A lo largo de unos 60 años, KDDI ha entablado relaciones con más de 600 operadoras de telecomunicaciones de todo el mundo. A partir de esas relaciones, Toyota y KDDI escogerán y acordarán conjuntamente las redes de comunicaciones de cada país para incorporarlos a la plataforma. El objetivo será popularizar la plataforma poniéndola a disposición de otras empresas que la soliciten.

Con KDDI como socio, Toyota tiene previsto acelerar su iniciativa de conectividad de vehículos para ofrecer a todos sus clientes una infraestructura de movilidad práctica y segura.