Patricia del Pozo, consejera de Cultura
Patricia del Pozo, consejera de Cultura - ABC
Polémica

La Junta apoya la fórmula para devolver el nombre a calles de Córdoba como Cruz Conde

La consejera de Cultura entiende que son denominaciones nuevas

CórdobaActualizado:

La consejera de Cultura, Patricia del Pozo, ha avalado la fórmula que usará el Ayuntamiento de Córdoba para volver a la denominación popular de calles como Cruz Conde o Vallellano sin vulnerar la legislación sobre memoria democrática de la que es responsable. En concreto, Del Pozo asegura que el método propuesto por el gobierno municipal de José María Bellido no implica regresar a la anterior denominación sino proponer otra nueva.

Como es conocido, el Consistorio ha optado por retirar el «José» de Cruz Conde o el «Conde de» a Vallellano. La consejera, en una interpelación parlamentaria de Adelante Andalucía, explicó que, como ha reconocido el Consejo Consultivo, la aplicación de la ley de memoria histórica tiene un componente subjetivo que puede haber llevado a tomar decisiones con poco fundamento.

En este sentido, explicó que la retirada de la apelación a una persona concreta implica retirar también las referencias franquistas que pudieran existir. «¿Por qué no puede llamarse Cruz Conde sin más consideraciones como ocurre con el parque para que nadie ha pedido el cambio de denominación?», dijo en referencia a la zona verde que se rotuló en honor a Antonio Cruz Conde, el alcalde que urbanizó con equipamientos la colina de los Quemados.

Sobre el caso de la plaza de Cañero, la consejera recordó que no se trata de una denominación producto de la Guerra Civil o del franquismo sino que se rotula así en 1988 siendo alcalde Herminio Trigo, de Izquierda Unida, «por petición expresa de la asociación de vecinos del barrio». «¿Le parece ofensivo?», ha dicho la consejera.

Del Pozo ha garantizado que su departamento va a seguir centrado en las demandas de las familias de las víctimas de la Guerra Civil y la represión posterior mediante la investigación y exhumación de cadáveres de las fosas comunes para poder entregarlos a sus familiares. Los próximos municipios en contratar estos trabajos serán Montilla, Posadas, Adamuz y Pozoblanco.