Detalle de la exposición de la exposición de Marchena en el Círculo Mercantil / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

Los detalles de la exposición del Nazareno de Marchena

Una muestra que recoge los más de cuatro siglos de historia de una de las hermandades punteras de la provincia de Sevilla

Por
Actualizado:

El Círculo Mercantil e Industrial de Sevilla acoge estos días una exposición dedicada a una de las grandes devociones de la provincia, el Nazareno de Marchena. Hasta el 15 de febrero podrán visitarla en la sede de la institución de la calle Sierpes.

Manuel Antonio Ramos es el comisario de una exposición que ha querido dividir en tres bloques: la devoción a Jesús Nazareno; la importancia de esta talla entre los siglos XVI y XVII; y una última para conocer los detalles sobre el Santísimo Sacramento y la Inmaculada Concepción. En ella podrán encontrar su patrimonio histórico, artístico y procesional atesorado a lo largo de cuatro siglos de historia.

Fotografías de la evolución de los pasos y la cofradía, los retablos cerámicos del Nazareno, los paños de la Verónica y mucho más. Sin duda, una Semana Santa que no pierde su estilo y personalidad, incluso manteniendo algunas tradiciones pérdidas con el tiempo en Sevilla.

Detalle de la exposición de la exposición de Marchena en el Círculo Mercantil / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

Las túnicas de Jesús Nazareno

Las túnicas del Nazareno de Marchena / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

Dentro del gran tesoro patrimonial, histórico, musical, pictórico, documental o tradicional, hay que destacar las túnicas bordadas que posee el Señor. Piezas alargadas por la parte trasera como si de un manto se tratase. La primera de ellas es la de Esparragosa, datada de 1802, bordada en oro sobre terciopelo granate. Cuenta con motivos eucarísticos y pasionales de Cristo.

La siguiente también es del siglo XIX como la primera, pero posterior. Manuel María Ariza la realizó en 1855. Una obra de terciopelo de algodón burdeos bordado en oro. Por último, la más reciente, la de Zaragoza, estrenada en 2018. Donada por una familia esta pieza bordada en oro y sedas sobre terciopelo morado, en las que se pueden leer las inscripciones: «Dulcis Nomen» / «Jesús Nazarenus»/ «Domium et Vivificantem» / «Amo de nuestras cargas» / «Señor de Marchena».

Antigua cruz de salida de carey

Antigua cruz de carey / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

Se trata de una cruz ejecutada entre finales del XVII y principios del XVIII. Una auténtica joya dentro del patrimonio de Jesús Nazareno de carey y plata.

Los antiguos y actuales respiraderos

Los antiguos y actuales respiraderos del paso del Señor / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

En la sala dedicada al Señor pueden ver los respiraderos antiguos y actuales del paso. Los primitivos son de Juan Pérez Calvo en 1942 y reformados años más tarde, en 1971 por Juan Díaz. Por otro lado los de ahora son bordados nacidos del taller de José Manuel Elena Caro en 1992, confeccionados con piezas del antiguo palio del Santísimo del siglo XVIII.

Un cortejo singular

Los nazarenos de la cofradía del Nazareno de Marchena / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

Los nazarenos durante su estación de penitencia no llevan cirios, portan lienzos que van narrando la pasión de Cristo. Un documento impreso que la hermandad conserva de mediados del XIX, recoge esta singular forma de salir en el Nazareno de Marchena.

Los trajes de la Centuria romana

Los trajes de la Centuria romana / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

Tras el paso del Señor le acompaña una gran Centuria romana desde hace dos siglos. Las antiguas corazas que salían en Marchena eran de Centuria de la hermandad de la Amargura de Sevilla, de la cofradía de San Juan de la Palma que aunque no salen, la corporación de esta localidad las mantienen.

El palio antiguo y el actual

El antiguo palio y actual de la Virgen de las Lágrimas de Marchena / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

En el patio central del Círculo Mercantil e Industrial de Sevilla está expuesto el palio antiguo y actual de la Virgen. El anterior es una creación de Elena Rivera en 1889, al igual que el manto de salida, hoy en la hermandad de la Amargura de Constantina.

El paso con el que la Virgen de las Lágrimas sale a la calle hoy día perteneció anteriormente a la Virgen de los Desamparados de San Esteban, una joya del bordado sevillano creado por Guillermo Carrasquilla en 1949. El manto nació hace 21 años del taller de Fernández y Enríquez.

Domingo de Resurrección

El Domingo de Resurrección en Marchena / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

No es nada patrimonial, pero esta exposición está cuidada al detalle, como si la hermandad del Nazareno exportará todo lo que tiene hasta Sevilla. A la entrada, hay unas jarras de handoscas y un plato de cerámica para el Domingo de Resurrección. La corporación ofrece un agasajo de aguardiente y bizcochos marcheneros, unidos a las últimas saetas, besapiés y felicitaciones por la Pascua. Ambas cosas se pueden degustar en la muestra.

Los mantos de la Virgen de los Remedios

Los mantos de la Virgen de los Remedios de Marchena / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

Dos mantos de salida posee la titular de Gloria de la hermandad de Marchena, la Virgen de los Remedios, uno estrenado hace un año, salido del talle de José Librero, portando el escudo con las cinco cruces de Jerusalén, el anagrama de María y la corona real. El otro, el azul de Manuel María Ariza, de 1863.

El tesoro sacramental

Parte del tesoro sacramental / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

Amplio tesoro patrimonial cuenta el Nazareno de Marchena, desde el estandarte, manifestador, palio de respeto, tablillas, exvoto, la custodia o paño de hombros entre otros. En 1959 la corporación obtiene el título de Archicofradía del Santísimo Sacramento. De la primitiva hermandad se conserva el libro de reglas, así como multitud de enseres.

Los exvoto

Los exvoto del Nazareno de Marchena / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

Son varios los exvotos expuestos en el Círculo Mercantil e Industrial sobre el Nazareno. Se trata de pinturas que simbolizan una ofrenda realizadas por los fieles que habían recibido un don o una curación como recuerdo.