Una de las camareras del Carmen de San Gil portando al Niño Jesús / M. J. RODRÍGUEZ RECHI

El Carmen de San Gil estuvo durante gran parte de la procesión sin el Niño Jesús

El agarre del Niño Jesús se soltó, por lo que se retiró y una de las camareras lo llevó en sus brazos hasta el final de la procesión

Por  1:44 h.

La Virgen del Carmen de San Gil realizó su anual procesión por las calles de la feligresía por las calles más populares del barrio de la Macarena. Ni la altas temperaturas impidieron el esplendor de una de las Glorias clásicas.

Esta salida que estrenaba la restauración del frontal, crestería y esquinas del paso, una labor llevada a cabo por los hermanos Caballero, quedará para los anales por ser la salida en la que la Virgen del Carmen fue durante gran parte del itinerario sin el Niño Jesús.

A la altura de la calle Talavera con Pozo, la imagen era retirada de la mano de la Virgen al haberse soltado. El Niño Jesús no regresó a la parroquia, ya que una de las camareras de la hermandad lo portó en sus brazos delante del paso hasta la entrada.

Afortunadamente quedó en una anécdota más, pudiéndose admirar a la Virgen el Carmen en el paso sin el Niño Jesús, llevado por una mujer, lo que refleja el amo de esta ciudad por María.