Félix Ríos, hermano mayor del Gran Poder
Félix Ríos, hermano mayor del Gran Poder / PASION EN SEVILLA

MADRUGADA

Félix Ríos sobre el tema de la Madrugada: «Aburre a cualquiera»

El hermano mayor del Gran Poder ha comentado en su carta a los hermanos «el hartazgo» que sufre «respecto de este asunto»

Por  1:10 h.

El hermano mayor del Gran Poder, Félix Ríos Villegas, se ha dirigido a sus hermanos en una carta publicada en la hoja informativa que se está enviando a los domicilios durante estos días. En la misma muestra su «hartazgo» sobre el asunto de la Madrugada que «aburre a cualquiera». Del mismo modo ha expresado en este texto que «veremos cada vez más, como vemos ahora, cultos celebrándose en templos casi vacíos que, sin embargo, minutos más tarde se abarrotan para conciertos de marchas procesionales; o competiciones de altares que no se sabe bien si están hechos a mayor gloria de Quien los preside o de quien los realiza».

Por ello, en el caso de la Madrugada, el hermano mayor relata que «parece que vuelve nuevamente a la palestra la cuestión de la organización de los recorridos procesionales en la Madrugada. Os confieso mi hartazgo respecto de este asunto, que aburre a cualquiera, y que tiene todos los visos de seguir haciéndolo mientras existan miradas egoístas a la realidad, sin entender que los problemas de esa noche afectan a la totalidad de hermandades, y que todas ellas, en comunión cristiana, deben estar dispuestas a asumir la parte que sea necesaria de un esfuerzo común que acabe redundando en un beneficio conjunto. No están los tiempos para seguir dando este tipo de anti testimonios, tan incoherentes con lo que supuestamente defendemos y proclamamos».

Y es que «quizás ello no sea más que el signo de unos tiempos en los que, a veces, se hace difícil -y lo digo con pena- encontrar en nuestras hermandades el espíritu evangélico que debiera alentarnos. Si, con todas las características que nos son propias, no somos capaces de fundar nuestra religiosidad en ese espíritu evangélico, veremos cada vez más, como vemos ahora, cultos celebrándose en templos casi vacíos que, sin embargo, minutos más tarde se abarrotan para conciertos de marchas procesionales; o competiciones de altares que no se sabe bien si están hechos a mayor gloria de Quien los preside o de quien los realiza. Son sólo meros ejemplos de una deriva que nos aleja -y lo que es más preocupante, aleja a quien nos ve- del sentido último de nuestra fe, Cristo Jesús, y esa deriva sólo puede acabar en convertirnos en actores de un teatrillo sin sentido».

«Por eso os invito, y me invito yo también, a que vivamos verdaderamente este tiempo de Cuaresma en comunión con el Señor. Aprovechando estos días en que preparamos nuestras túnicas y espartos o nuestras papeletas para la cofradía, para preparar también nuestra alma para vivir con el Señor su Pasión. Reunidos en torno a nuestra Madre del Mayor Dolor y Traspaso, en su Triduo que en pocas fechas comenzará, y cada viernes rememorando el camino de la cruz en los Via crucis de la Basílica. Viviendo, en definitiva, nuestra fe en comunidad y hermandad, como estamos llamados a hacerlo. Que así sea».

[EL TEXTO COMPLETO]

Javier Comas

Javier Comas

Javier Comas

Últimas noticias deJavier Comas (Ver todo)