Altar de la función de las Santas Justa y Rufina / M.J. RODRÍGUEZ RECHI

La Estrella vuelve a celebrar un culto en San Jacinto, cuarenta y tres años después

El 17 de julio de 2019 la Estrella volvió a realizar un culto en San Jacinto con la función de Santa Justa y Rufina

Por  0:20 h.

La hermandad de la Estrella reside en la parroquia de San Jacinto de manera provisional desde el pasado 30 de abril por obras de rehabilitación en sus dependencias, tanto en la capilla como en la casa hermandad. Un hecho que ha propiciado la vuelta de la corporación a la que fue su casa, cuarenta y tres años después. Tanto el Señor de las Penas como la Virgen de la Estrella reciben culto en una de las naves laterales, mismo sitio donde lo hacían antiguamente.

La Estrella lleva algo más de dos meses y medio en la parroquia, pero el 17 de julio ha sido especial, ya que la hermandad ha celebrado el primer culto de reglas en San Jacinto, algo nuevo para muchos de sus hermanos y de recuerdo para las personas que tienen más de cuarenta años de edad.

Un función oficiada con motivo del día de Santa Justa y Rufina, siendo la Estrella la única entidad en tenerla como titulares. Una devoción reflejada en su patrimonio, y que continúan manteniendo con esta eucaristía.

La misa ha sido especial, donde la priostía ha podido instalar un altar delante del imponente retablo y amplio presbiterio que posee San Jacinto. Algo histórico que continuará sucediendo a lo largo del nuevo curso, en los diversos cultos que llevan a cabo durante el año la hermandad de la Estrella.