El misterio de la Paz con su nuevo suelo / JAVIER COMAS

ESTRENOS

La Paz hace realidad la reforma de su paso de misterio

Fernando Aguado ha coordinado unos trabajos integrales que otorgan una nueva visión del misterio del Porvenir

Por  10:00 h.

El Señor de la Victoria ya está en su paso. Con esta estampa preparada para el Domingo de Ramos 2019, se cierra el círculo de más de dos años de trabajos que han permitido reformar un paso de misterio que es todo un símbolo de la Semana Santa que está a punto de comenzar. Desde el propio suelo, pasando por la cruz, la disposición de algunas imágenes secundarias y hasta llegar a la propia estructura interna de la parihuela, La Paz hace realidad este proyecto multidisciplinar coordinado por Fernando Aguado.

El suelo es lo que más destaca visualmente de estos trabajos; una calzada romana que da nuevos tonos a este conjunto que cambiará su estética aérea. Por ello, Aguado lo ha proyectado, tallado y policromado imitando una piedra grisácea y un mármol rojizo «para que jueguen con la tonalidad del paso y con las policromías de los ropajes de las imágenes secundarias de Antonio Illanes», comenta el imaginero. Asimismo, el conjunto ha sido levemente modificado en sus posiciones. Para ello, se han quedado en dos alturas bien diferenciadas: una más baja para los sayones que cogen la cruz y las más altas para el sanedrita y el romano, «embelleciendo de forma artística la disposición que han tenido siempre en el paso. Para ello, al sanedrín se le ha reforzado el diálogo con el sayón que coge la cruz por delante y el romano se ha puesto mirando al Cristo, ya que el soldado tenía la mirada perdida», comenta Aguado.

Del mismo modo, durante las últimas semanas, las peanas de las imágenes secundarias se han resanado, retallado y policromado en el taller de Aguado.

Detalles del nuevo suelo del misterio de La Paz / F. AGUADO

La cruz y la estructura interna

Otros de los detalles del paso están en la cruz y en la estructura interna del paso. Desde la localidad de Los Palacios se han desarrollado estos trabajos durante todo el año por el carpintero Enrique Gonzálvez. La cruz está realizada con cedro del Canadá, curiosamente con la misma partida de madera con la que se ha realizado la del Cristo de las Tres Caídas de Triana que también estrena este año; detalle que regala la Semana Santa de 2019. Esta pieza, comenta Aguado, «pesa mucho menos la anterior». Labores de talla realizadas por Aguado y de ebanistería, por el propio Gonzálvez; que también ha puesto las bases y estructuras del propio suelo. Por su parte, «la cruz aparece de una forma más frontal en el paso y menos caída al sayón delantero, como estaba hasta ahora», señala Aguado.

La nueva cruz del misterio de la Paz / F. AGUADO

La estructura del paso ha sido otro de los trabajos importantes para la puesta a punto del Domingo de Ramos. Gonzálvez ha afianzado el canasto a la parihuela con un complejo entramado de agarres que otorgan una mayor seguridad al conjunto y a la propia talla del paso, «que hasta el pasado año se sujetaba a sí mismo y no a la parihuela del paso, que es donde debía estar sujeto», comenta el carpintero.

Javier Comas

Javier Comas

Javier Comas

Últimas noticias deJavier Comas (Ver todo)