Nueva insignia de las Penas

El lábaro de San Juan, la nueva insignia para las Penas

La hermandad continúa ampliando su gran patrimonio, uno de los más valiosos de la Semana Santa

Por  0:09 h.

La hermandad de las Penas aumentará su patrimonio de cara a la Semana Santa de 2020. La corporación cuenta con uno de los mejores tesoros. A lo largo de los años continúan con la labor de mantener y conservar, pero aún les quedan diseños que llevar a efecto.

Uno de ellos es el lábaro de San de Juan, cuyo dibujo ha sido obra del orfebre Jesús Domínguez Machuca. La idea de esta insignia procede del año 1965, gracias al diseño de Juan Carrero, el gran artífice para entender a esta cofradía.

Esta pieza representará a San Juan Bautista y Evangelista como símbolo de la agregación de la hermandad desde 1924 con la Archibasílica de San Juan de Letrán de la ciudad de Roma.

La nueva insignia irá en plata cincelada, siendo «de forma asimétrica con un óvalo central pintado donde se representa el bautismo del Señor por San Juan Bautista y dos óvalos superiores con imágenes de San Juan Evangelista, el que está con la Virgen a los pies de la cruz. Lleva despiezado el escudo de la hermandad y se complementa con dos querubines alado de márfil. Va sustentado en un asta de plata rematado por la tiara papal acompañada de las llaves de San Pedro. Este va acompañado de 4 varas de plata de la comitiva de la Virgen.

Diseño de la nueva insignia de las Penas / HDAD. DE LAS PENAS