La Exaltación propondrá incorporar manigueteros a sus pasos con túnicas distintas a su cortejo

Buscan recuperar para ese puesto un túnica utilizada en la primera mitad del siglo XX y saldrían por primera vez en la historia en la cofradía. Los pasos no tienen maniguetas

Por  0:10 h.

La hermandad de la Exaltación está trabajando en una reforma de reglas que incluye varias modificaciones novedosas para la corporación del Jueves Santo. El cabildo está programado para el próximo 29 de noviembre y en él, además de recortar el mandato a tres años de las juntas de gobierno, se quiere introducir la figura de los manigueteros, un puesto que nunca ha existido en la historia de esta hermandad; siendo este el hecho más novedoso de esta reforma.

Para ello, la Exaltación propondrá que los manigueteros vistan las túnicas con las que salió la cofradía entre los años 1902 y 1946. Buceando en la historia de esta corporación de entre finales del siglo XIX y principios del XX, tras diecinueve años de inactividad, en 1902 la corporación organiza de nuevo su Estación de Penitencia, en la tarde de este Jueves Santo, estrenando sus nazarenos túnicas de cola morada, confeccionadas en alpaca morada. En la tarde del Jueves Santo de 1946, al igual que lo hiciera en 1885, la cofradía vuelve a lucir su más antigua túnica: túnicas de cola blanca, y antifaz morado, llevando el escudo de la corporación e incorporando el cinturón de esparto de formato estrecho. Es decir, las actuales túnicas que luce a día de hoy la hermandad de la Exaltación.

Túnicas de la Exaltación de alpaca morada de principios de s.XX.

Túnicas de la Exaltación de alpaca morada de principios de s.XX.

Tal y como se explica en la propia web oficial, «la hermandad de la Exaltación haría por primera vez en 1871 su Estación de Penitencia en la tarde del Jueves Santo, vistiendo sus cofrades túnicas blancas con antifaces y capas negras. Posteriormente, en 1885, efectúa su salida penitencial en la tarde del Viernes Santo, revistiendo sus nazarenos túnicas de cola blanca y antifaz morado, con el escudo de la Corporación».

Pasión en Sevilla ha tenido acceso a la propuesta de reformas de reglas de la hermandad de la Exaltación que han sido publicadas por esta, y la regla número 30 se plasma lo siguiente: «Los nazarenos que figuren en la procesión como manigueteros de ambos pasos, vestirán túnicas moradas de larga cola, abierta desde el cuello a la cintura y con botonadura de color blanco tanto en toda la parte central como en las mangas de la misma. La cola caerá sobre el brazo izquierdo del hermano nazareno e irá recogida por un cíngulo color blanco anudado en el lado izquierdo. El antifaz será de color morado y sobre el mismo llevará el escudo de la Archicofradía bordado en sus colores. Las manos irán cubiertas con guantes de algodón en color blanco. Estas túnicas serán propiedad de la Archicofradía que las cederá bajo alquiler cada año a los hermanos que ocupen dichos puestos en la Estación de Penitencia». Si esta medida se aprueba el próximo 29 de noviembre en el cabildo, la Exaltación dará cabida a los manigueteros, un puesto que nunca en la historia ha estado presente en la cofradía para dos pasos que no tienen maniguetas. Hermandades como la Soledad de San Buenaventura o el palio de las Cigarreras llevan manigueteros sin maniguetas en los pasos.

En pasos como el Señor de las Tres Caídas de la Esperanza de Triana o el nazareno de la Salud de la Candelaria, no hay ni maniguetas ni manigueteros. Por contra, en pasos como el Beso de Judas, las Aguas, Pasion, el Silencio, San Esteban o la Sed, llevan pasos con maniguetas y manigueteros una túnica distinta a la del cuerpo de nazarenos.

Otras medidas importantes

Por otro, en dicho cabildo la hermandad pretende recortar el mandato de la junta de gobierno de cuatro a tres años. Así se plantea en la regla 42º: «Este Cabildo será convocado cada tres años por la Junta de Gobierno durante el mes de Septiembre del último año de mandato y se celebrará durante el mes de Diciembre para proceder a la elección de la nueva Junta de Gobierno en la sede de nuestra Archicofradía que haya sido designada en Cabildo de Oficiales previo y ajustándose a las Normas dictadas por la Autoridad Eclesiástica y según esquemas y directrices que se expresan en estas Reglas».

Además, para acceder al puesto de hermano mayor, en el proyecto de nuevas reglas se propone que el candidato haya pertenecido antes a una junta de gobierno. «Tener treinta años cumplidos el día de la celebración del Cabildo General de Elecciones. Contar con una antigüedad mínima en la nómina de la Archicofradía de cinco años ininterrumpidos. Haber pertenecido anteriormente durante un mandato completo como oficial a la Junta de Gobierno de esta Archicofradía en cualquier diputación», dice el proyecto. 

Ignacio Cáceres

Ignacio Cáceres

Ignacio Cáceres

Últimas noticias deIgnacio Cáceres (Ver todo)