HISTORIA

El manto del Valle cumple cien años

La intensa historia de una obra bordada por Rodríguez Ojeda, estrenada en 1920 y que vino a sustituir al anterior conocido por el de «los Calamares»

Por
Actualizado:

El 1 de abril se cumplirán cien años del estreno del actual manto de la Virgen del Valle. Una obra de Juan Manuel Rodríguez Ojeda que vino a sustituir al manto que bordara Patrocinio López en 1905, apodado popularmente de «Los Calamares» y que «no gustó» entre los hermanos.

Realizado en terciopelo color corinto con guardilla inspirada, al igual que la anterior pieza, en las bambalinas del palio; está bordado en hojilla con hilos de oro y plata. Representa simbólicamente el misterio pascual de Cristo y costó 25.000 pesetas abonadas entre el 20 de octubre de 2019 y el 22 de julio de 1923. En el centro, el motivo diferenciador del anterior: un escudo dividido en cinco cuarteles donde aparecen los escudos de la hermandad coronados por una presea bizantina. Todo salpicado por flores inspiradas en el propio palio.

La Virgen del Valle, en una de sus primeras fotos con el manto de Rodríguez Ojeda

La historia de una pieza que encontró obstáculos por el camino

A juego con un palio que precisamente tras la Semana Santa de 2020 comenzará a ser restaurado durante un plazo de dos años, el manto fue encargado tras la Semana Santa de 1919 pero «en agosto aún no se había empezado a bordar» esto aseguran las actas de la hermandad publicadas en el libro sobre la historia de la hermandad escrito la investigadora María Isabel López Garrido.

Vista frontal del manto de la Virgen del Valle / HDAD.

Las mismas cuentan que «la premura de tiempo hizo que, para facilitar los trabajos, se montaran las piezas del paso en las dependencias de la fábrica del mayordomo Piazza: el palio, la peana, el pollero y una figura con las mismas dimensiones de la dolorosa para ensayar en una tela granate del tamaño del manto los diferentes proyectos del dibujante y tallista Ricardo Pardal».

Tras docenas de esbozos que  «no gustaron», el canónigo Muñoz y Pabón, miembro de la comisión junto con Joaquín Bilbao y García Rodríguez, manifestó que «en el estudio de Gonzalo Bilbao, en un repostero, estaba lo que debía ser el centro del manto que es el escudo». En el cabildo del 15 de diciembre de 1919 se dio a conocer a los hermanos el centro que lo remataría. Todo el conjunto fue acompañado por una saya azul estrenada en 1921.

Detalle del dibujo frontal del manto de la Virgen del Valle / HDAD.

Pero antes, llegaron los problemas. En la prueba, «no gustó» a los hermanos porque, «extendido era muy atrayente, pero con el paso adoptó unos pliegues que descomponían el dibujo». López apunta que «tanta desilusión causó el nuevo manto en el seno de la corporación que un gran número de hermanos encabezados por Miguel Gómez Durende enviaron una misiva al hermano mayor el 27 de abril de 1921 para pedir un cabildo extraordinario para modificarlo. Ese cabildo tuvo lugar el 1 de mayo del mismo año, dando un resultado de 46 votos a favor de transformarlo frente a 36 que pedían mantenerlo tal cual».

La comisión de reforma fue presidida por el hermano mayor Miguel López Durende. En el cabildo del 23 de enero de 1922 se informó de que se había convocado un certamen al que concurrieron seis aspirantes pero a ninguno les fueron aprobados los dibujos. Todo quedó en suspenso hasta 1940 en el que se pidió la realización de otro nuevo manto: un proyecto de Manuel Martínez llamado de «Los Claveles» que nunca vio la luz.

Proyecto de manto frustrado de la Virgen del Valle diseñado por Manuel Martínez en 1940, llamado de «Los Claveles»

El antiguo, en Huelva

El patrimonio que perdió la ciudad: el manto de la Virgen del Valle

El patrimonio que perdió la ciudad: el manto de la Virgen del Valle que ahora luce la Virgen de los Dolores de Huelva

Antes, en 1919, la hermandad vendió a la Vera Cruz de Huelva el manto de Patrocinio López con diseño de José Ordóñez (1904-1905).

En su momento costó 13.500 pesetas y fue vendido catorce años después por 10.000. Según las actas: salía más barato hacer uno nuevo que transformarlo.

Como señala López en el libro: «Hubo que abrir una suscripción voluntaria para terminar de pagarlo y los mayordomos tuvieron que vender objetos que ya no tenían utilidad.

El patrimonio que perdió la ciudad: el manto de la Virgen del Valle

La Virgen del Valle portando el manto de Patrocinio López que portó entre 1905-1919

Y es que «no entusiasmo a gran parte de los hermanos: el dibujo central desagradó casi unánimemente desde el día que fue estrenado».

Por ello, se entregó a Huelva el mismo Jueves Santo de 1919 tras terminar la estación de penitencia para convertirse en una de las piezas patrimoniales más importantes de la Semana Santa onubense.

Una historia que se cierra este 2020, donde no habrá ninguna cofradía en la calle y el Valle no podrá revivir este centenario.

Javier Comas

Javier Comas

Javier Comas

Últimas noticias deJavier Comas (Ver todo)