Santuario de los Gitanos / ABC

Crisis del coronavirus

La normativa de los Gitanos para visitar el santuario

El próximo lunes 11 de mayo volverán a abrirse las puertas del Santuario para la oración y las celebraciones litúrgicas, siguiendo siempre las medidas de seguridad y protección.

Por
Actualizado:

El Santuario del Señor de la Salud y la Virgen de las Angustias de los Gitanos vuelve a abrir sus puertas este próximo lunes 11 de mayo para la oración y las celebraciones litúrgicas, tras dos meses sin hacerlo por la crisis sanitaria del coronavirus.

La corporación quier hacer saber que «la responsabilidad social sigue siendo clave en estos momentos para evitar el contagio del Covid-19. Por tal motivo, desde la hermandad se está trabajando intensamente en estos días haciendo labores de desinfección y logística para que en el Santuario, el próximo lunes 11 de mayo, esté todo listo en cuanto aforo, condiciones, indicaciones, materiales higiénicos…».

Asimismo, la hermandad señala que «en diferentes jornadas se ha procedido a desmontar el altar de quinario. Un importante trabajo, desarrollado siempre cumpliendo las medidas de seguridad impuestas por las autoridades sanitarias como consecuencia del Covid-19. Es decir, en grupos reducidos y con los equipos de protección pertinentes. Los titulares se encuentran cada uno en su altar, y ataviados tal y como han presidido el quinario, ya que en los tiempos que corren no es una labor de necesidad inmediata».

Horario y misas

El horario de apertura del templo será el habitual, es decir, de 10 a 13 horas y de 18 a 21 horas de lunes a domingo. Por otra parte, estos serán las horas de misa en el Santuario:

De lunes a jueves, a las 12 horas y a las 19:30 horas.
Los viernes a las 12 horas y a las 20 horas exposición S.D.M., rezo del Santo Rosario, reserva y misa de hermandad.
Los sábados a las 19:30 horas.
Los domingos a las 10:30 horas, 12:30 horas y 20 horas.

Normas

El aforo del Santuario se reduce al 30%. Atendiendo al aforo permitido y a la distancia de seguridad que hay que mantener, hasta nueva fase que permita la ampliación, al Santuario podrán acceder 53 personas a la vez. Por ello, se ha procedido a la retirada de todos los bancos, y en su lugar se han instalado sillas, con número máximo de aforo permitido y con la distancia de seguridad
recomendada.

Para facilitar al mayor número de personas posible la oración al Santísimo, se ha instalado el Sagrario en el altar mayor del Santuario. Por tanto, la capilla sacramental, que tiene unas dimensiones muy reducidas, queda cerrada.

Queda suspendido el besapiés del Señor, hasta nuevo aviso.

Se habilita un acceso de entrada y otro de salida al Santuario, bien delimitado y señalizado. Las puertas de estos accesos estarán siempre abiertas, evitándose, en la medida de lo posible, el contacto con el mobiliario.