Portada y contraportada del anuario de marzo de 2019 de la hermandad de los Estudiantes en dos fotografías de Javier Comas
FOTOGRAFÍA

El haz y el envés de Sevilla

«Dos instantáneas que muestran el haz y el envés, por delante y por detrás, el principio y el fin, el alfa y la omega, el derecho y el revés. Qué más da»
Por  0:15 h.

La muerte tiene dos caras. Una es la Angustia por la pérdida, la otra es la Buena Nueva. Y ahí está la luz, símbolo de la alboreá, de la vida que renace y disipa las tinieblas. Renacimiento, como el de la fachada de ese monte Tabor de Sevilla sobre la que cada Martes Santo se transfigura un Cristo que aún está en el tránsito hacia el Barroco.

La Buena Muerte es el fulgor del mundo. Ese es el simbolismo de estas dos imágenes que son punto y final de la fotografía. No hay mayor perfección técnica que la de captar la resurrección del Crucificado, como hizo un aventajado del diafragma y el obturador, profesional del abecedario en la ciudad de la luz, que sigue siendo estudiante. Dos instantáneas que muestran el haz y el envés, por delante y por detrás, el principio y el fin, el alfa y la omega, el derecho y el revés. Qué más da.

Escribe el Apocalipsis: «Yo soy el Alfa y la Omega, principio y fin, el que es y que era y que ha de venir. El Todopoderoso». Y su hijo, ya hecho hombre, nos apela: «Ustedes son la luz de este mundo. Una ciudad en lo alto de un cerro no puede esconderse. Ni se enciende una lámpara para ponerla bajo un cajón; antes bien, se la pone en alto para que alumbre a todos los que están en la casa. Del mismo modo, procuren ustedes que su luz brille delante de la gente, para que, viendo el bien que ustedes hacen, todos alaben a su Padre que está en el cielo».

Para ello, el perdón, que es lo que lleva a este mundo de penumbras y tinieblas a reconocer la luz en la que vemos. La demostración de que somos luz en el mundo y sal en la tierra. Sólo en el perdón está la salvación. Por eso, como estudiante de la vida, te pido perdón, catedrático de la luz, por todas las ofensas, así como yo perdono a quienes me han agraviado.

Fotografía del Cristo de la Buena Muerte de los Estudiantes que sirve como portada de su anuario / JAVIER COMAS

Javier Macías

Javier Macías

Coordinador en Pasión en Sevilla
Redactor de ABC. Coordinador de Pasión en Sevilla