Joaquín Sainz de la Maza / J. M. SERRANO

Chisporroteos. La operación Nescafé

Por  8:02 h.

Todo el mundo tiene sus circunstancias. Y el que no las tenga que levante el dedo. Pero cuando las circunstancias pesan más que el desempeño de un cometido todo se descompensa. Eso le ha pasado a Sainz de la Maza, que sus circunstancias, «problemas de salud y personales» según sus propias palabras, le han ganado la batalla al ejercicio efectivo de la presidencia del Consejo. La operación Nescafé, es decir, la idea de que Joaquín abandonara antes de tiempo la presidencia del Consejo para preservar la institución viene de lejos, pero se vio acelerada por dos hitos recientes. Uno el sábado santo. No hizo gracia que el presidente, en plan de broma, impartiera bendiciones en la procesión del Santo Entierro. El segundo hito tuvo lugar en torno a la festividad del Corpus. Ahí el Delegado Diocesano Marcelino Manzano decidió evacuar consultas al Vicario al comprobar que las circunstancias desbordaban ya al desempeño. Y también para no quedarse sin discurso. ¿Cómo iba a él a expedir certificados de idoneidad a  pregoneros y a hermanos mayores? Tomada la decisión de cesar al presidente se le llama y se le pide la dimisión para que todo quede más elegante. Días después (estamos hablando del miércoles pasado) Teodoro León, el vicario «esfinge» y Marcelino lo anuncian al resto de cargos generales.

Antonio Piñero, hermano mayor de la hermandad de Los Estudiantes

Antonio Piñero, vicepresidente del Consejo

El martes

¿Esperaba esto Sainz de la Maza? No. Si no, no se explica su estado de shock. Prueba de ello es que hoy, en las vísperas del anuncio, le negó a un periodista que fuera a dimitir y a otro le pidió unos días para confirmárselo. Ese día el alcalde ya lo sabe, y esa noche en la Capilla de los Marineros se celebra una convivencia de la Madrugada. Al término llega allí el vicepresidente Piñero. Cuando los asistentes se marchan, varios ya conocen que a la mañana siguiente estallará la bomba.

Adolfo Arenas / JESÚS SPÍNOLA

El miércoles

Esto no tiene nada que ver con la dimisión de Adolfo Arenas. «Adolfo-le comento Manolo Soria- que dice el Arzobispo que si te quieres ir de verdad pongas en la carta que es irrevocable» Y lo puso. Tampoco la actitud de la Mitra es la misma. Asenjo (que estos días ha estado en otros asuntos) le pidió a Bourrelier el favor de continuar. El Vía Crucis de la Fe y los estatutos no aprobados eran motivos más que suficientes.  Ahora no los hay: «que se cumplan los estatutos»

Carlos Herrera / ABC

El jueves

Herrera en la COPE abre su programa nacional con la noticia de la dimisión. El vicepresidente Piñero convoca una reunión informal a las siete de la tarde. Se presenta Joaquín. En un discurso amargo se queja de conspiraciones. Su frustrado delfín Enrique Durán le hace el panegírico. Pero López Bravo ya no puede más y salta para plantarle cara: «Ya está bien Joaquín, ya está bien» Al final de la reunión Sainz de la Maza se marcha solo con Piñero, su apuesta para cuando se vaya. No hay ni una cerveza de despedida.

Francisco Vélez en el paseo marítimo de Comillas (Cantabria) / JOSÉ JAVIER COMAS RODRÍGUEZ

Francisco Vélez en el paseo marítimo de Comillas (Cantabria) / JOSÉ JAVIER COMAS RODRÍGUEZ

El viernes

Esquivias recibe llamadas pero ahí no hay nada que hacer. Otra cosa es que algún esquiviano lo esté pensando. En los grupos de WhatsApp de los hermanos mayores se comenta la jugada. La opinión general es que hay que ir a elecciones; que sería escandalosa una nueva interinidad. El tesorero Paco Vélez con el aval de la experiencia y la gestión estaría dispuesto a dar el paso. Consejeros de gloria, sacramentales y algún penitente apuestan por la convocatoria electoral.  Nadie descarta que se produzcan más dimisiones si se opta por investir a Piñero sin dar de nuevo la palabra a los hermanos mayores. Pero en la sección de penitencia hay quien quiere seguir por encima de cualquier cosa.

IGNACIO VALDUERTELES.

El sábado

El hermano mayor de la Soledad Ignacio Valduérteles, publica en Pasión en Sevilla el artículo «La vida de Bryan». Apuesta por un Consejo fuerte que recupere el prestigio. Sainz de la Maza llegó con ese objetivo respaldado por su trayectoria. Fue un buen hermano mayor de La Macarena; la diócesis le entregó Manos Unidas en una situación delicadísima  y apagó el incendio. Quería reformar la Semana Santa, hacer una nueva carrera oficial, tenía previsto nombrar una pregonera… Pero no ha podido hacer nada porque contaba con un enemigo que jugaba en su contra: él mismo.

La Soledad de San Lorenzo entra en la calle Sierpes / JAVIER COMAS

Postdata

Y al final, permítanme un elogio para algo tan denostado por el propio mundo de las cofradías como es la prensa cofradiera. En estos meses, en estos años ha funcionado como un auténtico dique de contención ante un asunto que en otras manos hubiera tomado un color distinto. Esto no es mérito, es simplemente responsabilidad de saber dónde están los límites.   

José Cretario

José Cretario

José Cretario

Últimas noticias deJosé Cretario (Ver todo)