Dos Hermanas vibra al son de Los del Río en su 50º aniversario
Concierto de Los del Río en su 50º aniversario - l. m.
Música

Dos Hermanas vibra al son de Los del Río en su 50º aniversario

El Auditorio Municipal acogió un espectáculo en el que los artistas estuvieron acompañados por Manuel Lombo o Plaza Nueva, entre otros

L.M.
Actualizado:

La ciudad de Dos Hermanas ha vivido este sábado una de sus noches más significativas y especiales con el concierto conmemorativo por el 50º aniversario que Rafael Ruiz y Antonio Romero, más conocidos como Los del Río, han celebrado en el Auditorio Municipal que lleva su nombre. Con un público que llenó más de la mitad de las gradas y en un entorno envidiable en pleno parque de la Alquería, la pareja internacional de artistas ha deleitado a sus seguidores con los temas clásicos más señeros que los lanzaron al estrellato a lo largo de toda su carrera.

El espectáculo se ha abierto con algo más de treinta minutos de retraso sobre la hora fijada, ya que la organización quiso dar un margen de tiempo al público que seguía entrando en el recinto, tras aplazarse el concierto el pasado sábado, 28 de septiembre, por la lluvia. Las buenas temperaturas han acompañado y la noche ha rodado sola al son de las primeras notas de los músicos. Una proyección audiovisual ha dado comienzo al espectáculo narrando la trayectoria profesional de estos dos artistas a lo largo de cinco décadas, cuando ellos mismos han salido al escenario escenificando, precisamente, los momentos de su juventud en los que, reunidos en torno a un futbolín en Dos Hermanas, les llegó su primer trabajo para actuar en la sala de fiesta El Guajiro, en Sevilla.

Antonio y Rafael han iniciado el espectáculo con un popurrí para enlazar luego con uno de los temas a los que más cariño le tienen «Abuela Rosario», que los artistas han querido dedicar «a todas las abuelas y madres». La noche no había hecho más que empezar cuando el primero de los artistas invitados apareció en el escenario. La joven promesa nazarena, Eduardo Ortega, ha acompañado a la pareja interpretando el tema «El Rey». Antes, el Grupo de Coros y Danzas de Dos Hermanas había abierto la primera de las actuaciones con unas bulerías, que sirvieron de toma de contacto con el público presente.

«Quién nos iba a decir que después de 50 años íbamos a estar aquí con el pueblo que nos ha visto crecer», han reconocido los cantantes durante el concierto, en el que hubo tiempo, además, para que otros artistas nazarenos de la talla de Plaza Nueva y Manuel Lombo interpretaran con ellos algunos de sus temas. Fue, desde luego, una noche muy familiar con guiños constantes a la ciudad de Dos Hermanas. Ya los hubo también cuando Los del Río, cantando «Sevilla tiene un color especial», quisieron homenajear a su pueblo cambiando la letra al final del tema.

No ha sido lo único. Ha habido sevillanas a la Virgen de Valme, Salve Rociera y recuerdos de toda una vida que Rafael y Antonio han ido contando a lo largo de su espectáculo. Uno de los momentos más emotivos ha llegado con la actuación del grupo Machukamba, conformado por sus propios hijos, y con el tema estrella, «Macarena», que han dejado para cerrar la noche, con todos los artistas subidos al escenario bailando este éxito de ventas que los catapultó definitivamente desde Dos Hermanas al resto del mundo.

Antes de finalizar el concierto, la delegada de Cultura del Ayuntamiento de Dos Hermanas, Rosario Sánchez, les ha hecho entrega de una placa conmemorativa por su trayectoria profesional y por haber llevado el nombre de la ciudad nazarena a todos los rincones. Cabe recordar, además, que el 50% de la recaudación de las entradas irá destinado a las Cáritas parroquiales, en colaboración con el Consejo de Hermandades y Cofradías de Dos hermanas y Fenaco, la Federación Nazarena de Comerciantes, que han organizado el concierto.