La Policía Local de Castilleja de la Cuesta encontró al perro en los huesos
La Policía Local de Castilleja de la Cuesta encontró al perro en los huesos - ABC
CASTILLEJA DE LA CUESTA

Se va a Almería y deja a su perro abandonado en un piso de alquiler desde el mes de marzo

La dueña le dejó un saco abierto de pienso y el animal ha sobrevivido bebiendo agua del váter; la Policía Local entró gracias al propietario de la vivienda

Castilleja de la CuestaActualizado:

Se llama Rocky y es un bóxer cariñoso que cuando la Policía Local de Castilleja de la Cuesta lo ha encontrado estaba en «los huesos y la piel». Su propietaria se había ido a Almería y lo había dejado solo en el piso, con un saco de pienso abierto. El animal ha conseguido sobrevivir bebiendo agua del váter.

Los agentes no podía creer lo que vieron cuando entraron en el piso. Pasillos, dormitorios, cocina todo lleno de deposiciones del perro, con un olor insoportable. Han sido los vecinos del bloque los que han comunicado a los Servicios Sociales y a Policía Local que temían que el animal estuviera encerrado en el piso desde que la vecina se fue el pasado mes de marzo.

La vivienda era alquilada y la inquilina se fue dejando al perro dentro. Los agentes han entrado en el lugar con la ayuda del propietario del piso que no había vuelto desde entonces.

La imagen que encontraron es «indescriptible, los excrementos del perro estaban esparcidos por toda la casa y el olor a heces y orina era insoportable». Pero «milagrosamente» el animal seguía con vida, como un alma en pena, pero vivo.

El piso estaba lleno de excrementos
El piso estaba lleno de excrementos - ABC

Los vecinos no han escuchado al perro hasta hace poco, cuando se había quedado sin comida. Gemía y se quejaba, cuentan, por lo que dieron la voz de alarma porque, aunque sabían que la inquilina llevaba meses sin estar en el piso, recordaban que tenía un perro.

El perro ha sido entregado a una protectora de animales que le dio los primeros auxilios. Si todo va bien, será un animal nutrido y sano en las próximas semanas, aseguran.

La Policía inició la búsqueda de la presunta autora de este delito de abandono, a la que localizó en Almería. El perro tenía un chip por el que fue fácil encontrarla, y ahora se enfrenta a un presunto delito de abandono animal por el que ha sido imputada ante el juzgado de instrucción de Sanlúcar la Mayor.