El alcalde Antonio Suárez junto a sus cuatro concejales socialistas electos
El alcalde Antonio Suárez junto a sus cuatro concejales socialistas electos - ABC

Valencina de la ConcepciónEl interventor dice que no hay dinero suficiente para pagar los nuevos sueldos del equipo de gobierno

Las atribuciones del alcalde socialista Antonio Suárez y los seis ediles (PSOE-Adelante y Ciudadanos) suman 170.000 euros, casi el triple del mandato anterior

ValencinaActualizado:

El salario del nuevo equipo de gobierno en Valencina de la Concepción asciende a 170.000 euros, casi el triple del mandato anterior, pero el problema es que en el presupuesto municipal vigente no existe cosignación suficiente para afrontar este gasto.

El nuevo equipo de gobierno está conformado por el alcalde socialista Antonio Suárez, sus cuatro concejales, y los ediles de Ciudadanos y Adelante, que acordaron apoyar la candidatura socialista a pesar de que el Partido Popular obtuvo 6 ediles después de unas elecciones polémicas que se saldaron con el lanzamiento de una moneda tras un empate a 1.580 votos.

Fue el pasado 5 de julio cuando el socialista Antonio Suárez era reelegido alcalde, en un pleno de constitución que tuvo que retrasarse como consecuencia de los recursos presentados a cuenta de la legalidad de varios votos, que finalmente se saldó concediendo el edil en liza al PP.

El candidato popular Ramón Peña ofreció un pacto que incluía 11 puntos a la edil de Ciudadanos, Susana Martín, que rompió la intención de voto del partido y se decantó finalmente por la candidatura socialista de Suárez, quien además sumó el apoyo de la concejala de Adelante Trinidad Pascual.

Una semana después, el alcalde y los seis concejales que le apoyaron ya tienen asignados sus sueldos.

Así, Antonio Suárez, que cobraba en el anterior mandato de la Diputación de Sevilla como asesor, pasará a cobrar 45.000 euros brutos —con dedicación total y exclusiva— en catorce nóminas y el resto de concejales, desde 23.800 a 14.700 euros. El concejal socialista Antonio Boga; las ediles de Adelante, Trinidad Pascual, y la de Ciudadanos, Susana Martín, y la también socialista María Dolores Cepeda cobrarán un salario bruto de 23.800, en régimen de dedicación parcial al 75%.

Por su parte, los dos concejales restantes del PSOE, Luis Carlos Sánchez y Sonia Arellano, tendrán un salario bruto de 14.700 por una dedicación parcial del 50%. Todo ello suma una cuantía de 169.600 euros, casi el triple del mandato anterior, de unos 60.000 euros.

Ante esta subida y en un escrito fechado el pasado martes 9 de julio al que ha tenido acceso ABC, el interventor, Francisco M. Carrascoso Velázquez, advierte que «en el presupuesto municipal vigente, en las aplicaciones presupuestarias correspondientes del capítulo 1 de gastos de personal sobre retribuciones de altos cargos, no existe consignación suficiente y adecuada para atender a las retribuciones propuestas para los cargos electos».

Por todo ello, el informe del interventor sugiere que para afrontar estos 170.000 euros es «precisa la aprobación del oportuno expediente de modificación de créditos».

Además, Carrascoso señala que «la percepción de tales retribuciones es incompatible con la de otras retribuciones con cargo a los presupuestos de las administraciones públicas y de los entes, organismos o empresas de ellas dependientes, así como para el desarrollo de otras actividades».

Por otra parte, el alcalde ha decretado que las sesiones plenarias se celebren el cuarto jueves de cada mes, que coincide con las de la Diputación de Sevilla, de la que el edil popular Ramón Peña es diputado, por lo que le resultaría incompatible acudir a las dos.